Sábado, 10 de marzo de 2007
Registro Hemeroteca

en

EDICIÓN IMPRESA

Valencia
La cremà contamina menos con corcho blanco
La Politécnica elabora un estudio de los diferentes aspectos de la fiesta fallera que inciden en el medio ambiente
La Politécnica elabora un estudio de los diferentes aspectos de la fiesta fallera que inciden en el medio ambiente
La comisión fallera Lepanto-Guillem de Castro, bajo el lema Retrobem la cremà, ha sensibilizado a la Diputación Provincial para que a través del área de Sostenibilidad se elabore un estudio de los diferentes aspectos de la fiesta fallera que inciden en el medio ambiente, para mejorarlos y lograr así unas fallas más ecológicas y sostenibles.

Con el fin de debatir si el poliestireno expandido, el conocido corcho blanco, es muy contaminante en el momento de la cremà que la madera, el cartón y las pinturas, la comisión reunió en una mesa de debate al catedrático del departamento de Ingeniería de la Construcción y Proyectos de la Universidad Politécnica de Valencia, al documentalista fallero, Manuel Sanchis Ambrós y al artista fallero Rafael Ferrando Lucas, para analizar esas afirmaciones.

Por otro lado la delegación de Sostenibilidad de la Diputación está elaborando un estudio cuyo resultado servirá para dar asistencia a los ayuntamientos valencianos en materia de Medio Ambiente y potenciar el desarrollo sostenible en la provincia de Valencia.

Los ponentes y los asistentes apostaron en líneas generales porque la investigación que ahora se inicia sirva para realzar, aún más si cabe, la fiesta fallera minimizando el posible impacto negativo al entorno natural, de manera que garantice su futuro a lo largo de los años.

El catedrático Eduardo Peris Mora señaló que diariamente “contaminamos mucho más que con una cremà de una falla. Los humos de los coches, los humos de aceites quemados y un largo etcétera de productos con más contaminantes”.

El cartón, contaminante
Por su parte el documentalista de Fallas Manuel Sanchis Ambrós hizo hincapié en la contaminación que se produce cuando se quema el cartón, las pinturas, los barnices y la madera, y afirmó: “El corcho blanco lo único que tiene es una combustión muy calórica. Sin embargo, el resto de los componentes habituales que se emplean en la realización de una falla, como el cartón, la madera y las pinturas son mucho más contaminantes”.-

Sabido es que en la fabricación de las resmas de cartón que se emplean desde tiempo inmemorial para la realización de los ninots, se vienen utilizando el reciclado de trapos y otros materiales, con restos, en ocasiones, de contenidos en plomo.

Manuel Sanchis abordó la posibilidad de que para comenzar este proceso de sostenibilidad se debería emplear un tipo de madera especial, “existe y está exenta de materiales que a su combustión no contamina”.

Punto y aparte son las pinturas y barnices que se emplean: “Son auténticos contaminantes del medio ambiente y eso habría que solucionarlo”, señaló Emilio Tamarit, presidente de la falla anfitriona.

Otro de los proyectos que en el debate quedó desvelado es la intención que tiene la Diputación de que las comisiones falleras puedan obtener la certificación de la norma ISO-1401 que garantiza una fiesta fallera limpia y respetuosa con le medio ambiente, según deseo expresado por el diputado delegado de Sostenibilidad de la Diputación, Julio Chanzá.

La mesa de debate apostó por aplicar aspectos medioambientales a las actuaciones festivas en general con el fin de prevenir la contaminación y establecer un equilibrio con las necesidades socioeconómicas del uso y disfrute de una fiesta tam importante con son las Fallas.

Trabajo de investigación de un entorno muy complicado, porque ¿dónde dejamos los humos del aceite requemado de los buñuelos?

 
Vocento

Contactar | Mapa web | Aviso legal | Política de privacidad | Publicidad

Canales RSS