Domingo, 11 de febrero de 2007
Registro Hemeroteca

en

EDICIÓN IMPRESA

Valencia
Barra libre en Les Corts
La sexta legislatura se recordará por los regalos recibidos por los diputados, la subida de sueldo, la pensión de jubilación y las obras millonarias en el Parlamento
La sexta legislatura se recordará por los regalos recibidos por los diputados, la subida de sueldo, la pensión de jubilación y las obras millonarias en el Parlamento
Les Corts tiran la casa por la ventana. En los últimos meses de la presenta legislatura el gasto se ha disparado. Llegan las elecciones, no todos tienen el puesto asegurado y en la caja hay dinero, pero que mucho dinero. Es cierto que en estos últimos años se ha dado un paso importante para ampliar la sede parlamentaria e incorporar patrimonio inmobiliario. Pero también es cierto que se han cometido excesos.

El pleno itinerante en Elche celebrado esta semana, la pensión de los diputados y el viaje a Kenia de cinco parlamentarios ha puesto de nuevo la gestión del presidente de Les Corts, Julio de España, en el punto de mira. En la última liquidación presupuestaria, Les Corts cerraron el ejercicio con un remanente de tesorería –ahorros– de 23,4 millones de euros. Una cantidad suculenta.

La labor de hormiguita que se ha desarrollado en la Cámara a lo largo de muchos años no ha tenido reflejo en esta última legislatura.

Nada más llegar, De España se asignó un suplemento de residencia eventual de más de 2.000 euros al mes. Poco después, un pacto entre los tres grupos parlamentarios permitió aumentar la nómina de sus señorías en 600 euros al mes.

Para terminar la legislatura, el último acuerdo. Los diputados sólo necesitarán 11 años en Les Corts para cobrar la pensión máxima cuando se jubilen. Un ciudadano normal necesita 35 años. Presente y futuro asegurado.

Reformas interiores
La decoración del Palau dels Borja cambió. Cortinas nuevas, cojines elegantes e imagen corporativa en cada una de las dependencias. El lavado de cara costó lo suyo.

Por dentro, Les Corts mejoran. Una nueva sala de prensa. Precio: 3,6 millones de euros –724.000 euros de sobrecoste–. Los cafés y las tostadas serán dentro de unos meses más elegantes. Antes de las elecciones, la nueva cafetería lucirá los 1,4 millones de euros que se han pagado por su ampliación.

La facilidad para soltar el dinero ha provocado que los propietarios de fincas cercanas a Les Corts oferten la venta de sus propiedades. Se pagaron casi 7 millones de euros en la puja para el edificio de la Casa de los Dulces. Ahora, 3,6 millones de euros más para comprar un edificio en la calle Conde Trénor. Y sobre la mesa existe otra oferta de venta de una finca en la calle El Salvador por la que el propietario pide cuatro millones de euros.

Regalos a sus señorías
Pero donde Julio de España ha sido verdaderamente espléndido ha sido a la hora de regalar por Navidad. Los diputados han recibido un bolígrafo de una reconocida marca (2003), una videocámara digital (2004), una televisión de pantalla plana (2005) y una PDA –agenda electrónica– (2006).

Unos regalos que han generado un debate polémico pero que, según la presidencia de Les Corts, han contando con el consenso de todos los grupos pese a que algunos diputados han optado por devolverlos –especialmente, tras las críticas de la prensa–.

Los regalos menores han ido desde paraguas hasta chubasqueros, sin olvidar que al principio de la legislatura cada diputado recibió un ordenador portátil equipado con la última tecnología para su uso y disfrute. Ahora se prepara la medalla identificativa de la condición de diputado, que se presentará con motivo del 300 aniversario de la batalla de Almansa.

Los viajes también han sido extensos. Julio de España ha estado en Panamá y varios diputados viajaron a Escocia. También se han puesto de moda las delegaciones sociales (Atenas y Kenia) con los gastos pagados.

Los plenos itinerantes con comida y desplazamiento a cuenta del Parlamento valenciano culminan la legislatura. Más de 150 personas desplazadas a Elche y Burriana con menús a 60 euros por persona. De España rompió hace tiempo la hucha de los ahorros de Les Corts que el que venga tendrá que volver a llenar.

 
Vocento

Contactar | Mapa web | Aviso legal | Política de privacidad | Publicidad

Canales RSS