Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Fútbol

FÚTBOL

Pese a la derrota ante el Ontinyent, los de Garrido mantienen una posición privilegiada
30.03.09 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
El Ontinyent logró una victoria épica en un intenso partido en el que los blanquinegros acabaron de forma injusta con dos hombres menos y recibieron un gol en las postrimerías por un dudoso penalti. El sufrido triunfo mete de lleno a los de la Vall en la lucha por la promoción, que está a sólo tres puntos. Además, los valencianos aspiran a jugar la próxima Copa del Rey, a la que tendrán acceso los cinco primeros (quitando a los filiales).

El equipo de Aparicio cuajó una muy buena primera mitad en la que mereció decantar el choque a su favor. Tras un cabezazo de Mayor en el minuto 13 que salvó con una gran estirada Juan Carlos, el colegiado anuló un tanto al local Jonny por presunta falta al guardameta amarillo. El juego eléctrico del Ontinyent permitía continuas entradas por banda que desembocaban en claras ocasiones. Dieguito y Manrique tuvieron en sus botas el gol.

El Villarreal B sólo gozó de una llegada, eso sí, clarísima. Chando lanzó desviado en un mano a mano con Rangel. Juan Carlos Garrido, técnico del filial, quiso variar el rumbo del choque y realizó dos cambios de salida en el segundo tiempo. Eso, unido a la expulsión de Raúl, pareció equilibrar el choque.

Pese a la mejoría amarilla, los locales parecieron sentenciar el choque en tres minutos. Primero fue Nino el que lanzó un testarazo mortal en su propia puerta a la salida de un córner. Instantes después, Mayor finalizó con eficacia un buen contragolpe por la derecha.

De ahí hasta el final, la afición de El Clariano, desquiciada por la actuación arbitral llevó en volandas al Ontinyent hacia la victoria. La expulsión de Jonny y el tanto de penalti de Joan Tomás cargó de emoción el partido. Sin embargo, los locales defendieron con uñas y dientes la ventaja, impidiendo que el filial tuviese ocasiones claras.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios

buscador

Buscador de deportes
buscar

Ahora en Portada

Enlaces de Interes

Vocento
SarenetRSS