Los Ayuntamientos de la comarca prevén mejoras de las infraestructuras durante 2009

Alzira construirá un edificio de servicios sociales mientras que l'Alcúdia urbanizará el casco antiguo con las ayudas del Gobierno central

CARMEN CERVERÓ| ALZIRA
La Vila de Alzira, una de las zonas que se va a urbanizar con las ayudas del Gobierno Central./
La Vila de Alzira, una de las zonas que se va a urbanizar con las ayudas del Gobierno Central.

A pesar de que la lotería de Navidad no ha repartido suerte en la Ribera, a los Ayuntamientos de la comarca les ha tocado el Gordo en forma de más de 52 millones que el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero dará para financiar proyectos municipales y crear empleo. Alzira invertirá los 7,6 millones de euros que recibirá del Gobierno central en realizar 32 actuaciones que, según la alcaldesa, Elena Bastidas, "podrían crear entre 250 y 300 nuevos puestos de trabajo". Algunas de estas obras son la construcción de un edificio de servicios sociales y EPA que supondrá una inversión de 2,1 millones, el alcantarillado y la red de agua potable de las calles Familia Vernich y San Cayetano (245.756 euros), el vallado y la reforma del área recreativa del Colegio Público Ausiàs March (332.816 euros), la urbanización y la construcción de nichos en el cementerio (374.836 euros), así como, la consolidación de caminos rurales como el de El Pla y Solani con un presupuesto de 385.922 euros. Uno de los proyectos más importantes, desde el punto de vista del patrimonio histórico, es la urbanización del entorno de la plaza Mayor Santa María en la Vila, obra en la que se invertirán 523.686 euros. Respecto a las infraestructuras deportivas la ciudad Jorge Martínez Aspar será la gran beneficiada, ya que con el dinero del plan Zapatero el Ayuntamiento alcireño construirá un muro de cerramiento (125.909 euros, una pista de pádel (102.103 euros) y un edificio para albergar los vestuarios (454.622 euros). Por su parte, l'Alcúdia invertirá los cerca de dos millones de euros en cinco proyectos. El casco antiguo de la localidad será el más beneficiado, ya que en él se realizarán cuatro grandes obras de urbanización que supondrán la mitad del dinero de las ayudas del Gobierno Central, un millón de euros. "Las calles tendrán una única plataforma, se pondrá un adoquín de granito en el pavimento. Al menos la mitad de las vías serán peatonales", explicó el alcalde Robert Martínez. Menos inundaciones Además, la localidad cambiará la pendiente de la calle Verge de l'Oreto (150.000 euros) para prevenir el riesgo de inundaciones. Gracias a este plan, la principal arteria del municipio cambiará su cara ya que el Ayuntamiento invertirá 420.000 euros en sustituir el pavimento de la avenida Antoni Almela por uno fonoreductor y realizar una rotonda a mitad de la vía para agilizar el tráfico. Además, se ampliará la acera de esta avenida para incluir dos carriles bicis, uno en cada lado, de 1,1 kilómetros de longitud. Otro de los proyectos que llevará a cabo el Consistorio de l'Alcúdia será la construcción de una pequeña plaza en la calle Santiago Apóstol, unas obras que consistirán en la urbanización de la vía para mejorar el acceso y el aparcamiento. El principal proyecto que Sueca pondrá en marcha, con los cerca de 5 millones de las ayudas para paliar la crisis, será un Centro de Día para las personas mayores de la localidad que supondrá una inversión de 800.000 euros. Se ubicará en la planta baja de la actual residencia de personas mayores y junto al centro de jubilados CEAM, para poder "optimizar el personal que trabaja en la residencia y en el CEAM", comentó el alcalde Joan Baldoví. Los proyectos destinados a paliar las deficiencias en las aceras y en el alcantarillado del municipio serán el grueso del Fondo de Inversión Local, ya que el Ayuntamiento destinará cerca de tres millones, las dos terceras partes del total de las ayudas, para renovación viaria. Pero estos no serán los únicos proyectos, ya que la Policía Rural contará con unas nuevas oficinas y un almacén para guardar la maquinaria que costará 300.000 euros. Por otra parte, Algemesí invertirá los 4,8 millones de euros del Plan de Inversión Global del Gobierno en políticas sociales y en la mejora de todos los barrios de la ciudad. De esta forma, se creará un nuevo retén de Policía Local que se ubicará fuera del ayuntamiento, un almacén municipal (336.513 euros) así como, un edificio destinado a servicios sociosanitarios y al juzgado de paz (998.864 euros). Otro de los beneficiados será el Casino Liberal. laribera@lasprovincias.es