La llamada Torre de la Música de Valencia empieza a ver la luz con la colocación de la primera piedra 'virtual'

El Centro Internacional de Música abrirá sus puertas en 2011 tras una inversión de 100 millones de euros

EFE |VALENCIA

La llamada Torre de la Música de Valencia ha comenzado hoy a ver la luz con la colocación de la primera piedra 'virtual' de un proyecto "estratégico" como conexión cultural entre España y Estados Unidos, a través de la formación musical que impartirá en él el Berklee College.

Los impulsores de la iniciativa, que será financiada por la SGAE y por la escuela estadounidense, han defendido el complejo cultural como un nuevo reclamo cultural de Valencia, un espacio de integración y contacto de culturas y un compromiso con el conocimiento.

En un espectacular acto que ha reunido a más de 300 personas del mundo de la música , el president de la Generalitat valenciana, Francisco Camps; la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá; el presidente del Berklee College of Music, Roger H. Brown; el presidente del Consejo de Dirección de la SGAE, Eduardo Bautista, y el arquitecto responsable del proyecto, Antón García Abril, han colocado la primera piedra.

Los cinco han juntado sus manos para presionar un botón que ha dado comienzo a una simulación virtual del proceso de construcción del Centro Internacional de Música de Valencia, que abrirá sus puertas en 2011 tras una inversión de 100 millones de euros.

El centro será la primera sede europea del Berklee College of Music de Boston que, con 4.000 estudiantes y quinientos profesores, constituye la mayor escuela independiente de música del mundo y que en Valencia pretende dar servicio a un millar de alumnos.

Las instalaciones, que formarán el complejo cultural ARTeria Valencia, se ubican en un espacio de 20.000 metros cuadrados junto a la Ciudad de las Artes y las Ciencias y cuentan con una torre de 27 alturas y diversos espacios anexos como un auditorio exterior y una plaza destinada a la celebración de conciertos con capacidad para 15.000 personas.

Entre las razones que han llevado a optar por Valencia como sede europea del Berklee College están su orquesta, el clima, la localización geográfica y la posibilidad de que estudiantes estadounidenses se trasladen a España y aprendan el idioma, según ha explicado Brown, quien ha bromeado sobre las bondades de la paella para acabar de convencerse por la opción valenciana.

El presidente de la SGAE, entidad encargada de la financiación de la obra junto al Berklee College, ha destacado el valor de conexión entre España y Estados Unidos que tiene el proyecto y que obligará a los miles de amantes de la música del mundo a mirar hacia Valencia.

Con la colocación simbólica de la primera piedra da comienzo un "nuevo proyecto aún más ilusionante y trascendental", ha explicado el máximo responsable de la SGAE en referencia a la cooperación cultural entre los dos países que se inicia con la primera sede europea del Berklee y que es, a su juicio, "la colaboración más importante entre España y Estados Unidos del último siglo".

"Se trata de un centro de excelencia que apuesta por la calidad, el mestizaje y la diversidad", ha insistido Bautista, quien ha desvelado que la idea de ubicar esta escuela en Valencia partió del músico José María Cano porque "sabía que al president de la Generalitat le iba a gustar el proyecto".

Tanto Camps como Barberá han destacado la tradición musical de la Comunitat para justificar su idoneidad como sede de un proyecto encargado de formar a los músicos del futuro y de "poner la banda sonora del Siglo XXI".

El acto, celebrado en una carpa situada en el solar que ocupará en 2011 el complejo cultural, ha estado impregnado de actuaciones musicales de alumnos del Berklee College, dirigidos por el profesor Matthew Nicholl, y de artistas invitados como el vibrafonista Gary Burton, ganador de cinco premios Grammy.

Fotos

Vídeos