Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Deportes

Deporte Base
La tragedia de un atleta anónimo
Pepe Alonso, empresario de Godella, fallece al acabar la Legua Popular a Ruzafa. No se había inscrito en la prueba, aunque al final participó
23.06.08 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
La tragedia de un atleta anónimo
Pepe Alonso.
El deporte ofrece muchas satisfacciones personales. Pruebas de superación, gestas históricas que hacen grande a sus actores. En el atletismo son muchos los héroes anónimos que cada día sacan parte de su tiempo para enfundarse unas zapatillas y disfrutar con lo que más les gusta. Uno de ellos era José Ramón Alonso Vives. Un veterano de las carreras populares. Ayer perdió la vida al acabar la Legua Popular a Ruzafa. 5.519 metros donde no buscaba marcas, sólo estar con sus amigos en su hábitat más deseado. Pero su cuerpo le jugó una mala pasada y minutos después de acabar la prueba falleció de forma súbita.

Pepe -así le conocían todos en su Godella natal- ya estaba en el vehículo, en la calle General Prim, estirando tras acabar la carrera. Se iba a almorzar con sus amigos. Pero empezó a sentirse mal. Rápidamente cundió la alarma. Hasta allí se desplazó con celeridad Tomás Rivas, responsable de Píndaro, junto a una médico de la prueba. Intentaron reanimarlo de todas las formas posibles. Tomás le alzó las piernas mientras se le practicaba también un masaje cardiaco. Una ambulancia, que en ese momento atendía otra urgencia, también se desplazó. Al final los esfuerzos fueron en balde.

Eran las diez y media de la mañana. Vicente Aleixandre, concejal del distrito, acudió raudo, mientras se suspendía la entrega de trofeos y las carreras infantiles que se iban a celebrar posteriormente.

Familiares y amigos rodeaban a Pepe Alonso, que no estaba inscrito en la prueba aunque sí participó. A sus 54 años era un atleta veterano, que había participado hasta en maratones. Cada día ganaba unos minutos a su trabajo para practicar su deporte más amado. Corría de ocho a diez kilómetros. Además, era una de los más activos miembros del club "A les nou" de Godella, lugar de reunión de todos esos locos del atletismo aficionado.

Todos en Godella estaban ayer rotos de dolor. José Ramón Gimeno no conseguía ni articular palabras. Sólo podía destacar las virtudes del amigo. "Es una tragedia. Éramos cuatro amigos que habíamos ido con mi coche. Y ha tenido que suceder esto, un golpe tan duro. Era una persona ejemplar. En el pueblo siempre estaba involucrado en temas sociales, desde las Fallas hasta la Junta contra el Cáncer. El sábado por la noche habíamos celebrado una cena para recaudar dinero", manifestó Gimeno, que desveló que ya estaban preparando la próxima Volta a Peu, que se celebrará en septiembre.

Una de las personas más cercanas a Pepe Alonso era su primo Joaquín. Con él compartía la dirección de la empresa Fricatamar, dedicada a la venta de pescado. "Estamos destrozados. Pese a que los servicios médicos le han atendido con mucha rapidez, no se ha podido hacer nada. Y eso que Pepe tenía una buena forma física", manifestó ayer Joaquín.

Hace poco tiempo, Pepe el peixero, mote con el que se le conocía en Godella, pasó un chequeo médico que no detectó problema alguno. Manuel Casanova, que fue presidente del club de atletismo "A les nou", era otro que sólo tenía palabras de halago para el fallecido. "Ha sido terrible. Llevaba mucho tiempo disfrutando de este deporte", reseñó. Entre las pruebas en las que participó Pepe Alonso fue el Medio Maratón de Viena.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS