Carta a unos padres primerizos (y II)

Un bebé es más inteligente de lo que parece./
Un bebé es más inteligente de lo que parece.

Ya hemos pasado lo peor, hemos visto a nuestro bebé y el pediatra lo ha reconocido y evaluado. En el mismo paritorio ya le administramos una serie de sustancias para prevenirle de problemas neonatales inmediatos. En la actualidad, no bañamos al bebé nada más nacer. La grasa que le envuelve la respetamos, ya que es importante como manto que actúa como abrigo y como protector de infecciones. A las pocas horas se irá desprendiendo y desaparecerá sin dejar huella. Una vez vestido el recién nacido, con gorro incluido, ya puede descansar en su cuna, a la espera de reunirse con la madre en la habitación. Este es un momento muy especial para vuestro hijo, ya que será el primer instante que permanezca solo desde su nacimiento y lo aprovechará para hacer su propio descubrimiento del mundo.

Vacuna

En la actualidad, todos los bebés son vacunados nada más nacer frente a la hepatitis B. La vacuna se administra por vía intramuscular en el muslo y se repetirá a los dos y seis meses. Si la madre tiene positivo el antígeno de la hepatitis B, además de la vacuna se le proporcionará al niño una dosis de gamma globulina específica frente a dicha enfermedad. Con esta medida, el recién nacido podrá tomar lactancia materna sin problemas.

El meconio

Este es el nombre que reciben las primeras heces del bebé. Son viscosas, negras e inodora y están compuestas de líquido amniótico, moco y bilis, entre otras sustancias. Suelen expulsarse durante las 48 primeras horas de vida. A partir del tercer o cuarto día las deposiciones van cambiando de color haciéndose verdosas y finalmente amarillentas, más líquidas y malolientes, dependiendo del tipo de lactancia que tome el bebe. Saber que la lactancia materna es un purgante muy efectivo que ayudará a eliminar estas primeras deposiciones.

Registro

Hay un trámite que no podéis olvidar: el bebé tiene que estar inscrito en el registro civil de vuestra ciudad pasadas las 24 horas de vida y antes de que acabe el primer mes. Aunque si queréis ahorraros trámites innecesarios, os conviene hacerlo en los ocho primeros días. En la maternidad os entregarán los impresos que hay que rellenar y a los que deberéis adjuntar la siguiente documentación: el DNI del padre y de la madre, el libro de familia y el parte hospitalario firmado por el médico o la matrona.

Instinto

Ahora ya sabéis un poco más sobre los cuidados del recién nacido. Pero no olvidéis cuidaros vosotros también. Procurad descansar mientras duerme y disfrutad de él. Actuad de una manera natural, siguiendo vuestro instinto y dejando que el niño os vaya pidiendo lo que necesita. Es más inteligente de lo que parece.

Conocerse

Con el paso de los días aumentará de tamaño y estará más tranquilo. Notaréis cómo va reconociendo vuestra voz y responde a vuestros estímulos. Aprovechad para conocerle, dejad que él os conozca: habladle, acariciadle y hacerle notar que le queréis y estáis a su lado. Es realmente lo que más necesita.

Desde este foro os vuelvo a recomendar el deuvedé titulado el cual está avalado por la Sociedad Española de Neonatología de la Asociación Española de Pediatría en el que encontraréis respuesta a todas estas dudas que os vais a plantear durante el embarazo y las primeras semanas después del parto. Para más información podéis acudir a la página web: www.bienvenidoalavida.es

clinicagarciasala@ono.com

Fotos

Vídeos