Detenido un hombre de 45 años por agredir a tres policías cuando hacía "botellón"

Un hombre de 45 años de edad ha sido detenido tras lanzar una botella a una agente del Cuerpo Nacional de Policía y agredir a uno de sus compañeros y a otro policía local cuando le pidieron que se identificara al estar consumiendo bebidas alcohólicas en la vía pública en el barrio del Carmen de Valencia.

EFE |Valencia

Un hombre de 45 años de edad ha sido detenido tras lanzar una botella a una agente del Cuerpo Nacional de Policía y agredir a uno de sus compañeros y a otro policía local cuando le pidieron que se identificara al estar consumiendo bebidas alcohólicas en la vía pública en el barrio del Carmen de Valencia.

La agresión se produjo en la medianoche del sábado, cuando agentes de ambos Cuerpos realizaban una actuación conjunta dentro del Plan de prevención de bebidas alcohólicas en la vía pública, informan fuentespoliciales.

Los agentes observaron un grupo de individuos haciendo "botellón" en la calle Roteros y les pidieron que se identificaran.

En ese momento, uno de ellos arrojó una botella que impactó en la cabeza y en la espalda de una agente de la Policía Nacional.

Además, el detenido, un hombre de 45 años de nacionalidad francesa, propinó patadas a otro policía nacional e hirió a un agente de la Policía Local.

El supuesto agresor, identificado como M.B., se opuso a mostrar su documentación, manifestando "en todo momento" una actitud "violenta y amenazante".

Finalmente, los agentes lograron detenerle, y después fueron atendidos de sus heridas en un centro hospitalario, añaden las fuentes.

Por otro lado, la Policía Local también ha arrestado a un joven de 19 años por agredir a un agente con un destornillador mientras intentaba huir tras protagonizar una reyerta.

A las 1.40 horas del pasado sábado, una patrulla de la Policía Local recibió un aviso para que acudiera a la calle Economista Gay, donde se estaba produciendo una reyerta.

En el lugar de los hechos, los agentes localizaron a dos individuos con heridas sangrantes, uno de los cuales emprendió la huida al requerir los policías su identificación.

Mientras intentaba escapar de los agentes, intentó deshacerse de un destornillador con el que agredió a uno de los agentes, indican las mismas fuentes.

Sin embargo, el policía consiguió darle el alto unos metros más adelante, después de que el ahora detenido, identificado como A.F. y de nacionalidad rumana, se hubiera escondido en el interior de un contenedor.