El restaurante Riff reabre hoy, un mes después de la intoxicación de 31 clientes

El chef Bernd Knöller, en su restaurante. / EFE/Manuel bruque
El chef Bernd Knöller, en su restaurante. / EFE/Manuel bruque

El chef Bernd Knöller asegura que la apertura se realiza «con la máxima garantía» y destaca que el local ha superado dos inspecciones

I. D./EFE VALENCIA.

«El restaurante está en plena situación para abrir y garantiza la máxima seguridad». Son las primeras palabras que pronunció ayer el chef del restaurante Riff, Bernd Knöller, tras comunicar que hoy reabrirá sus puertas el local tras permanecer cerrado desde el pasado 18 de febrero debido a una intoxicación alimentaria que afectó a 31 clientes, uno de los cuales (una mujer de 46 años) falleció en su domicilio al aspirar su propio vómito, según los resultados de la autopsia.

El restaurante, que cuenta con una estrella Michelin, abrirá hoy «con normalidad» y también lo hará domingo y lunes, coincidiendo con los días grandes de las Fallas. Según explicaba ayer Knöller en un comunicado, el local ha pasado dos inspecciones, una de las cuales solicitaron ellos mismos. Asimismo, avanzó que se ha incluido, «aunque no nos lo exige la ley, desde ahora en adelante, un protocolo de control de puntos críticos en todo lo que conlleva el restaurante».

El cocinero alemán también resaltó que «Sanidad nos ha garantizado en todo momento, desde la primera inspección, que no existe ninguna razón para mantenerlo cerrado». Sobre esto, la directora general de Salud Pública, Ana María García, hacía público otro comunicado indicando que el cierre y la reapertura del Riff han sido «decisiones propias del local, no motivadas por ningún requerimiento sanitario». «No se detecta ninguna irregularidad en las instalaciones o procedimientos de trabajo que requiriera la suspensión de actividad», dijo.

«Hemos incluido, aunque no nos lo exige la ley, un protocolo de control de puntos críticos», detalla

La conselleria realizó una inspección al conocerse la intoxicación alimentaria y los técnicos recogieron muestras de los alimentos, que fueron remitidas al Instituto Nacional de Toxicología. Hasta el momento no se ha podido determinar si la causa de la intoxicación mortal fue por unas setas procedentes de China y servidas por un proveedor de León. «A esa empresa siempre le he tenido plena confianza. Las setas estaban muy bonitas y en ningún momento pensamos que podían ser de otro país que no fuera España, ya que comprar productos en otros países no entra dentro de la política del Riff», detalló el chef.

El caso está actualmente en manos del Juzgado de Instrucción número 1 de Valencia por lo que Sanidad no ha informado sobre los resultados de las muestras remitidas a Toxicología. «Nosotros no sabemos cuál ha sido la causa de esa intoxicación, la desgraciada muerte de la persona la quiero dejar aparte porque ahí están los profesionales que trabajan para aclarar esta situación. De momento sabemos que no tiene relación directa con el restaurante», señaló Bernd Knöller tras mostrar su «puro respeto» ante el trágico suceso.

Más sobre el caso del restaurante Riff