El rescate del cauce junto al Palau de la Música se completa

El rescate del cauce junto al Palau de la Música se completa

El Ayuntamiento pone en servicio 685 metros lineales de láminas de agua con surtidores

Paco Moreno
PACO MORENOValencia

Tras un año de trabajo, el tramo del viejo cauce donde recae el Palau de la Música luce con la columnata del arquitecto Ricardo Bofill y los juegos de agua restaurados y en servicio. En total, una inversión de 362.116 euros del presupuesto municipal que ha acabado con una situación de degradación con grietas en las estructuras de hormigón y las láminas de aguas completamente secas y sucias.

Lo que se conoce como juegos de agua del tramo X y XI del Jardín del Turia corresponde a un conjunto de canales de escasa profundidad con surtidores de agua distribuidos en tres grupos. Uno rodea la alberca bajo el puente de Aragón y los escudos de la ciudad realizados con setos recortados, y los otros dos forman un anillo bajo las pérgolas al norte y al sur de la fuente del Palau de la Música, sumando en total 685 metros de instalación.

Tras varios años sin funcionar, el Organismo de Parques y Jardines Singulares ha realizado diversas actuaciones como la reparación de fugas en el circuito hidráulico, la limpieza de elementos como canales, arquetas y rejillas, así como la impermeabilización, el alicatado (con más de 650 metros cuadrados de azulejos rojos), la sustitución de boquillas y llaves de regulación. También la instalación de nuevas bombas y dos transformadores, el acondicionamiento de cuatro salas técnicas, y la modificación parcial del sistema eléctrico.

La restauración de las pérgolas está valorada en 203.270 euros, la puesta en marcha de los juegos de agua en 55.518 euros y la restauración de caminos interiores y plazas y la línea de separación del carril bici en 42.000 euros. El proyecto se completa con la restauración de algunos tramos, nuevos bancos y, finalmente, las mejoras de jardinería.

La concejala de Medio Ambiente, Pilar Soriano, señaló que el Ayuntamiento «trabaja por tener el antiguo cauce en las mejores condiciones; estos trabajos recuperan el patrimonio de la ciudad, poniéndolo en valor para que pueda ser disfrutado por todos».

Este tramo del cauce fue diseñado por el propio Bofill con referencias a la vegetación mediterránea y a la arquitectura romana y árabe. De ahí que resultara tan importante recuperar los juegos de agua, elemento indispensable para comprender el proyecto.

La restauración de las columnas ha servido para evitar su ruina, dado que el hormigón estaba tan degradado en algunas zonas que se quedaba a la vista las varillas metálicas. También se ha renovado el alumbrado y colocado nuevos maceteros en la parte superior de estos paseos.

Fotos

Vídeos