Pruebas de Bomberos y Policía Local se elegirán por sorteo tras las denuncias

El Ayuntamiento acuerda las bases de 69 plazas, aunque los nuevos funcionarios no estarán operativos hasta 2019

P. M.

valencia. La denuncia del Sindicato Profesional de Policías Locales y Bomberos en la Fiscalía Provincial por supuestas irregularidades y tráfico de influencias en unas oposiciones de oficiales de Bomberos han tenido su efecto, al margen de la investigación penal todavía en marcha. El concejal de Personal, Sergi Campillo, anunció ayer cambios sustanciales en la manera de elegir los temas de los exámenes de futuras pruebas tanto en este Cuerpo como en la Policía Local.

La Mesa General de Negociación aprobó ayer las bases para sendas convocatorias en 2018 (40 agentes y 29 bomberos), tras lo que el edil indicó que «una novedad muy importante en estas dos bases es un mecanismo para garantizar en el máximo la transparencia y la objetividad del proceso opositor. Básicamente hemos seguido el modelo del Consorcio Provincial de Bomberos de la Diputación, en una oposición reciente para cubrir plazas de bomberos conductores», informó.

En el primer examen tipo test y teórico de ambos procesos, cada miembro del tribunal opositor deberá llevar un conjunto de preguntas elaboradas y mediante sorteo se formarán dos posibles exámenes completos. A continuación, en otro sorteo se determinará cuál de los dos será finalmente el examen.

Las bases de las 40 plazas de Policía Local corresponden a la Oferta Pública de Empleo de 2017. Hay que sumar a estas 40 plazas las 30 de la oferta de 2016, ya aprobado y donde se presentaron 1.500 aspirantes. Las de las 29 plazas de bomberos corresponden a la acumulación de las plazas de las ofertas públicas del pasado año y este ejercicio.

En ambos casos, los nuevos funcionarios no formarán parte de la plantilla municipal hasta 2019, por lo que seguirán los problemas por la falta de personal. La concejal de Ciudadanos María Dolores Jiménez denunció en octubre y recientemente casos de cierre de parques de bomberos por este motivo, en Ciutat Vella y El Saler, debido a que no se cumplía la dotación mínima exigida por la normativa.

Fotos

Vídeos