El Oceanogràfic reabre la escalera incendiada en una semana con turnos de día y noche

S. V.

El Oceanogràfic reabrió ayer la escalera de acceso al área de Océanos que se incendió el pasado 9 de julio y obligó al desalojo de algo más de 1.400 personas, entre ellas 350 trabajadores del acuario. Fuentes de este centro destacaron que la reapertura de la escalera se ha realizado en el «tiempo récord de una semana».

Desde la entidad recordaron que el incendio, que se declaró poco antes de las once de la mañana del martes de la pasada semana, fue sofocado veinte minutos después por unidades de bomberos del Ayuntamiento de Valencia en la Avenida de la Plata, sin que produjera daños a personas ni animales.

La evacuación del centro se concluyó en nueve minutos «con toda celeridad y serenidad» pese a la dificultad de tratarse de 1.070 visitantes y 356 trabajadores situados en muy distintas áreas distribuidas, además, en dos niveles que suman una superficie de 130.000 metros cuadrados, subrayaron los responsables del acuario valenciano.

Los servicios de mantenimiento del Oceanogràfic, que comenzaron a trabajar en la restauración en el mismo momento en que abandonaban la zona los bomberos, han conseguido, con trabajos de noche y día, reponer el acceso en el plazo de una semana.

Durante el incidente, las llamas destruyeron un conjunto rocoso simulado cuyo material provocó una espectacular humareda -se trata de compuestos plásticos-, y el revestimiento y la decoración de una de las dos escaleras de acceso a Océanos, según detallaron las mismas fuentes.