Defensa desautoriza la macroparada de la EMT en la plaza de Tetuán por seguridad

Las marquesinas de la macroparada, con el convento de Santo Domingo al fondo de la imagen. / Irene Marsilla
Las marquesinas de la macroparada, con el convento de Santo Domingo al fondo de la imagen. / Irene Marsilla

La instalación se sitúa desde abril de 2017 enfrente de Capitanía General, afecta a la normativa de protección nacional y carece de permiso del Gobierno

Paco Moreno
PACO MORENOValencia

Una carta fechada el pasado día 9 del general jefe del Cuartel General Terrestre de Alta Disponibilidad, Francisco José Gan Pampols, al alcalde de Valencia, Joan Ribó, ha desvelado que la macroparada de la EMT en la plaza de Tetuán aún carece del necesario permiso del Ministerio de Defensa un año y medio después de que entrara en servicio. Es más, el Gobierno plantea su traslado a la cercana calle General Palanca, al resultar afectada por la normativa de instalaciones de interés para la Defensa Nacional, como es el caso de la sede militar, el antiguo cuartel de Santo Domingo.

En el documento, al que tuvo acceso ayer LAS PROVINCIAS, se detalla toda la secuencia de intercambio de cartas prácticamente desde el inicio de las obras. Gan Pampols indica que se iniciaron sin que «se recibiera con antelación el correspondiente proyecto de obra o anteproyecto», como indica el reglamento de zonas e instalaciones de interés para la Defensa Nacional.

Ya el 20 de abril, el Ministerio realizó la primera solicitud con la propuesta de traslado a la calle General Palanca. Esta macroparada es uno de los ejes de la próxima remodelación de la EMT, donde el propósito es concentrar más líneas y llegar a las plazas principales del centro (Reina y Ayuntamiento) con autobuses lanzadera. En la actualidad, tienen parada 14 autobuses diurnos y uno nocturno, entre la próxima al Palacio de Cervellón y la sede de la Fundación Bancaja y la que ha originado la polémica, en la parte central y enfrente del cuartel militar.

Siete días después, el entonces general jefe interino del Cuartel Terrestre de Alta Disponibilidad remitió una carta directamente al alcalde Ribó solicitando la «reubicación de la marquesina a un lugar donde no afectara a la zona de seguridad», según se indica. El concejal del grupo popular Alberto Mendoza indicó ayer que «no tenemos constancia en el expediente de que se respondiera a esta petición directa a la alcaldía, por lo que las hemos pedido para tener el relato completo, en caso de que existan».

El cuartel general recibió otro escrito del Ayuntamiento el 26 de julio del pasado año con «los planos de ubicación de las distintas marquesinas, ya instaladas desde abril y sin tener en cuenta las posibles objeciones que se pudieran presentar por parte del Ministerio de Defensa en la plaza de Tetuán».

En todo este interín, tanto el grupo popular como el de Ciudadanos han alertado de la falta de permisos tanto de esta macroparada como de las más recientes de la plaza Porta de la Mar y la calle Justicia. Antes del escrito del pasado día 9 se produjo otro envío el 20 de octubre al Consistorio con lo que marca la Ley 8/1975 de 12 de marzo, sobre zonas e instalaciones de interés para la Defensa Nacional, por la que «se comunica al Ayuntamiento la existencia de la misma, parámetros de seguridad así como las limitaciones inherentes a esta, ya que la marquesina de referencia se encuentra ubicada en la zona de seguridad correspondiente a este cuartel general». Incluso se adjunta el documento para que no haya ninguna duda.

La respuesta a esto salió del gobierno municipal el 27 de julio, donde se recuerda el envío de los planos de las marquesinas. «Dado que la instalación cuenta con autorización patrimonial y habida cuenta de haber transcurrido el plazo de 30 días previsto en el Real Decreto 689/1978, se reitera la solicitud formulada con carácter previo a la legalización de la instalación». Defensa considera que este escrito no cumple con la normativa estatal para legalizar las obras. El PP pidió cuatro documentos que no encuentra en el expediente disponible, además de la referencia que se hace en la última carta a que cuenta con autorización de la Conselleria de Cultura.

Más sobre la EMT

Fotos

Vídeos