Los colegios concertados de Valencia darán más horas de clase en inglés que los públicos

Alumnos de Primaria durante una clase de inglés en un colegio público. /L. Guardiola
Alumnos de Primaria durante una clase de inglés en un colegio público. / L. Guardiola

El 30% de los centros sostenidos con el concierto elige los niveles más altos que permite la ley frente al 3% de los de la Generalitat

Joaquín Batista
JOAQUÍN BATISTAValencia

El curso que viene los colegios estrenarán los proyectos lingüísticos adaptados a la Ley de Plurilingüismo, que se aplicará hasta 2º de Primaria. La norma impulsada por el tripartito establece que las escuelas sostenidas con fondos públicos deberán impartir en la citada etapa entre un 15% y un 25% de las horas lectivas en la lengua extranjera, por lo que la cifra exacta la ha fijado cada centro. Y de los datos que la conselleria incluyó en la aplicación informática creada para la admisión, que permitía consultar qué porcentaje de cada lengua aplicará cada colegio, se extrae que en la ciudad de Valencia el inglés tendrá un peso mayor en los colegios concertados que en los públicos.

En cuanto a los primeros, de los 76 que ofrecen plazas para Primaria, 52 han optado por vehicular entre el 15% y el 20% de las horas en el idioma de Shakespeare, mientras que los 24 restantes aplicarán entre el 21% y el 25%. Se infiere que el 31,5% ha optado por la horquilla más elevada que permite la norma.

En relación a los públicos, de los 90 con alumnos de Primaria, 87 se sitúan entre el 15% y el 20% mientras que tres (3,3%) se han decantado por las opciones más elevadas (21%-25%). Además, siempre según los datos volcados en la aplicación, ninguno llega al máximo posible (25%), siendo el IVAF Luis Fortich el mejor posicionado (24%). En la concertada sí se dan dos casos que alcanzan el tope: Sagrado Corazón de Jesús-Esclavas y Vilavella.

En relación al inglés ha intervenido una variable que no computa respecto a las lenguas oficiales a la hora de fijar la distribución porcentual: el personal que dispone del requisito exigido para impartir más asignaturas además de la lingüística, de la que se encarga el profesorado especialista. La administración reclama un nivel B2 del Marco Europeo Común de Referencia de las Lenguas, aunque de cara al 2027-2028 se exigirá el C1.

En el caso de los concertados existe flexibilidad en la contratación de profesorado, y es habitual que en las incorporaciones se exija el certificado B2. En los públicos, en cambio, el sistema de provisión de puestos es distinto y los centros no seleccionan al personal, por lo que dependen de la capacitación en lenguas extranjeras de los profesionales que ocupan sus plazas. No en vano una de las apuestas de la conselleria pasa por facilitar la formación en inglés de las plantillas, especialmente de la pública. Por ejemplo, se ha creado un Cefire específico en la materia y se impulsan estancias en el extranjero para el perfeccionamiento del idioma cuyo sistema de admisión penaliza al profesorado de la enseñanza concertada.

En relación a las lenguas oficiales, como ya informó LAS PROVINCIAS, en la capital también hay claras diferencias entre redes. En la concertada el 71% de los colegios ha optado mayoritariamente por el castellano y en los públicos el 54% se ha decantado por el valenciano.