El carril bici de Manuel Candela se agrieta a los cinco meses de su apertura por los árboles

Reparación del carril ciclista, el pasado miércoles por la mañana. /Damián Torres
Reparación del carril ciclista, el pasado miércoles por la mañana. / Damián Torres

La empresa repara roturas del pavimento en ocho zonas, mientras los ciclistas piden que se haga lo mismo junto a las torres de Serranos

P. MORENOValencia

Cinco meses han pasado desde la apertura del carril ciclista de la avenida Doctor Manuel Candela y ya ha tenido que repararse por la rotura del pavimento en ocho lugares del trazado. La empresa ha realizado la intervención con el encargo en garantía, precisó ayer el Ayuntamiento, tras admitir que el sistema empleado junto a las raíces de los árboles ha fracasado.

De todos los carriles bici realizados el pasado año, el de Doctor Manuel Candela fue el único donde la concejalía de Movilidad decidió que el itinerario fuera por una zona ajardinada. La tala de algunos árboles provocó críticas vecinales, pese a lo que las obras siguieron adelante con una ocupación media de tres metros de anchura en la zona verde desde la avenida del Puerto hasta la avenida Blasco Ibáñez. A lo largo del trazado alterna los lados del bulevar y esta reparación ha afectado a ocho zonas, donde los operarios de la empresa adjudicataria han colocado varillas en forma de red para impedir que las raíces suban a la superficie, rompiendo así el pavimento.

El material empleado fue una especie de tartán de atletismo, más blando que el asfalto o el cemento. El resultado ha sido al menos desigual, con los problemas detectados junto al arbolado, además de la suciedad que acumula por el polvo del jardín colindante. El mismo suelo fue empleado en el jardín del Turia y a la altura de las torres de Serranos, aseguraron fuentes municipales, aunque en Doctor Manuel Candela no ha dado buen resultado.

El suelo elegido fue una especie de tartán con tierra morterenca debajo, que ha fracasado El trazado ocupa una anchura de tres metros en el jardín, lo que provocó críticas vecinales en la zona

El carril ciclista supuso una inversión de 218.71 euros y formó parte de los votados por los vecinos en los presupuestos participativos de 2016. Bajo este paraguas se han desarrollado la mayoría de los proyectos de los carriles bici, algunos con un número escaso de votos, como sucedió en la avenida Constitución.

Después del hormigonado en las zonas afectadas, habrá que esperar a ver cómo se comporta el pavimento. Tras conocer la noticia de la reparación, la asociación Valencia en Bici reclamó en redes sociales que se haga lo mismo en parte del anillo ciclista, en concreto entre el puente de San José y el Pont de Fusta, donde los usuarios denuncian que tampoco ha funcionado el citado material, contradiciendo así a la concejalía de Movilidad.

El trazado ocupa una anchura de tres metros en el jardín, lo que provocó críticas vecinales en la zona

Los carriles ciclistas más veteranos se hicieron sobre las aceras y pintados con pintura que resulta resbalizada cuando llueve. En el último gobierno municipal del Partido Popular se cambió por la opción de bajarlo a la calzada, como ocurrió en la calle General Elio o la avenida Baleares, entre otros.

En el pasado mandato, todos se realizaron de esta manera sin excepción, con más anchura y eliminando un carril al tráfico o de estacionamiento. Es más, está pendiente la construcción de uno en la avenida del Puerto que anulará el abierto hace quince años, en el tramo que va desde el bulevar Serrería hasta las inmediaciones de la Marina. La intención es hacer lo mismo hasta la avenida Aragón, aunque no hay presupuesto para nuevos itinerarios en las inversiones de este año.