Ricardo Caballer se despide de los valencianos iluminando el cielo de La Marina

Ricardo Caballer se despide de los valencianos iluminando el cielo de La Marina
Jesús Signes

Miles de personas ovacionan al maestro de la pólvora en su último piromusical

LOLA SORIANO

Ricardo Caballer ha puesto el broche de oro en el disparo de su último espectáculo pirotécnico en Valencia tras anunciar que no seguirá participando ni en la Feria de Julio ni en Fallas por las grandes trabas burocráticas con las que afirma haberse encontrado.

La firma Ricasa ha conseguido iluminar el cielo de La Marina con un piromusical que ha logrado crear un arcoíris de palmeras.

Entre las figuras que el maestro de la pólvora de Godella ha dibujado han destacado las palmeras en tonos rojos y azules, rojos y verdes o de tonos malva; los espirales de color rojo intenso y unas caritas sonrientes que simulaban emoticonos.

Este cuarto piromusical de Ricardo Caballer ha congregado a miles de valencianos junto al mar y muchos se tuvieron que conformar en verlo desde el coche porque era misión imposible encontrar aparcamiento. De hecho, a las 21.15 horas la Policía Local ya había cerrado zonas de acceso al puerto, por ejemplo, el puente de Astilleros de Nazaret, y se organizaron importantes atascos en la avenida del Puerto o la zona próxima a la Ciudad de las Ciencias.