Las Provincias

Las autoescuelas alertan del uso en el anillo ciclista de Valencia de una señal inventada

video

La señal cuestionada por las autoescuelas, en Guillem de Castro. Al lado, la placa adecuada. :: i. marsilla

  • La asociación reclama su cambio por otra del Reglamento de Circulación para evitar conflictos legales en caso de accidente

«Esa señal de tráfico no existe». El presidente de la Asociación Valenciana de Autoescuelas, Juan Carlos Muñoz, respondió el lunes de esa manera tan tajante a la señalización colocada por el Ayuntamiento en el anillo ciclista, en concreto a unas señales verticales que establecen la preferencia ciclista en las intersecciones con otras calles o puentes a lo largo de los 4,7 kilómetros de recorrido.

Muñoz echó mano del Reglamento General de Circulación, donde afirma que no existe ninguna señal como la colocada por el Consistorio, cuadrada, con fondo azul y un ciclista dentro de un triángulo blanco. Debajo hay una leyenda donde se indica «preferencia ciclista». Se trata de una de las señales más visibles en el itinerario más utilizado de la ciudad por los ciclistas.

El presidente de la entidad consideró que lo adecuado habría sido colocar una señal de peligro incluida en el citado reglamento. La placa es triangular con banda roja y fondo blanco. «Si quieren también pueden poner una banda de texto abajo a modo de advertencia, aunque nunca una preferencia», comentó.

«Esa señal no existe y no sé qué pretende el Ayuntamiento con este tipo de cosas», indicó el experto, quien alertó de que este tipo de señalización corre el riesgo de provocar un conflicto en caso de accidente, a la hora de depurar responsabilidades por parte de las compañías de seguro afectadas.

La denuncia de la asociación de autoescuelas tiene un precedente en otra señal horizontal, en este caso colocada desde el anterior mandato. El repintado de los pasos de peatones dejando sólo unos cuadrados en los extremos queda también fuera de la legalidad, afirmó Muñoz.

El motivo de este cambio fue el ahorro de pintura y evitar situaciones de riesgo a los motoristas en caso de frenada de emergencia, aunque la realidad es que ese tipo de señales corresponden a un carril ciclista cuando discurre en un cruce, como varios tramos del anillo ciclista.

La denuncia de la Asociación de Autoescuelas abunda en críticas anteriores acerca de la señalización de tráfico. La más sonada y que está en fase de recurso es la colocación de señales sólo en valenciano y no en bilingüe en castellano.

La concejalía de Movilidad tuvo que modificar algunas placas después de una primera denuncia de los sindicatos, quienes alertaron de que podían dejar sin cobertura legal a los agentes de Policía Local. Recientemente, con motivo de otra oleada de colocación de señales, el sindicato CSI.F volvió a presentar un recurso en la Delegación del Gobierno, que dio el pasado día 20 un plazo de 30 días al gobierno tripartito para que las modifique.

Muñoz insistió en que el Reglamento de Circulación, en su artículo 142, es el que debe aplicarse para retirar las señales «inventadas» por el Consistorio y colocar las adecuadas. El grupo municipal Ciudadanos denunció recientemente hasta 45 situaciones de riesgo para los ciclistas en este itinerario que rodea el distrito de Ciutat Vella. Desde entonces se han realizado algunas mejoras como la colocación de señales luminosas en algunos cruces, aunque sin afectar a toda la ruta, que en algunos tramos tiene una intensidad media diaria superior a los 2.500 vehículos, una cifra por encima de itinerarios como el de Tarongers.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate