El Ayuntamiento de Valencia no cobrará plusvalía si no ha habido beneficio «temporal y provisionalmente»

Esto será así «hasta que el Gobierno central dé instrucciones» para actuar en esos casos tras la sentencia del Tribunal Constitucional

EUROPA PRESSvalencia

El Ayuntamiento de Valencia, "temporalmente" y "provisionalmente" no cobrará "a partir de hoy" el impuesto de plusvalía a "aquellas personas e instituciones que puedan demostrar y acrediten que no han tenido un beneficio" al vender un inmueble si el valor de este no ha aumentado.

Esto será así "hasta que el Gobierno" central dé "instrucciones" para actuar en esos casos tras la sentencia del Tribunal Constitucional que establece que los contribuyentes no tendrán que pagar el impuesto de plusvalía municipal cuando hayan registrado pérdidas en la venta de un inmueble.

Así lo ha anunciado este jueves el alcalde de la ciudad, Joan Ribó, que ha considerado que el fallo judicial es "una decisión lógica", dado que "si no hay una base sobre la que gravar no tiene sentido gravar".

El primer edil ha alertado también, en declaraciones a los medios de comunicación, del "quebranto económico significativo" que supondría para las arcas municipales aplicar el fallo para dar respuesta a los recursos que se podrían presentar y a pesar de que es un asunto del que los consistorios "no tienen culpa".

"Es culpa de quien ha puesto las normas", ha señalado en alusión al Gobierno central. Así, Joan Ribó ha manifestado que este "problema" es "consecuencia de que alguien no ha cumplido con su obligación de modificar la legislación estatal en un tema que era evidente que era insostenible desde un punto de vista jurídico porque era un cobro absolutamente ilógico y absolutamente injusto".

Que el Gobierno cambie la ley

El responsable municipal ha indicado que este es un asunto que "depende del Gobierno estatal, que tiene que cambiar" la ley. "Le exigimos al Estado que cambie la legislación de una vez por todas en este tema, como en otros que tienen restringidos a los ayuntamientos con medidas que impiden cualquier movimiento autónomo", ha planteado Ribó, que ha citado en este sentido otros impuestos como el de Bienes Inmuebles (IBI) o el de Vehículos de Tracción Mecánica.

De este modo, ha estimado "imprescindible modificar la legislación fiscal de los ayuntamiento" y "hacerlo pensando que los ayuntamientos necesitamos tener, como dice la Constitución, unos recursos que el Gobierno deberá compensar porque es su responsabilidad" y "tiene la obligación" de compensar "las pérdidas en los ingresos de los ayuntamiento". Ha dicho que así se hizo "en su momento con el IAE u otros temas".

Joan Ribó ha asegurado, aludiendo de nuevo a la sentencia sobre las plusvalías, que se ha generado "una situación complicada", al tiempo que ha manifestado que intención de explicar a los ciudadanos que "el Ayuntamiento no puede arreglar este tema hasta que no se dicte la normativa correspondiente" por parte de la administración central.

"Reglamentación estatal"

"Nosotros cobramos en base a una legislación y una reglamentación estatal y, por tanto, no tenemos margen de maniobra ni para cobrar ni para cumplir la sentencia del TC hasta que no se dicten unas normas de carácter estatal", ha insistido. El alcalde ha agregado que "eso depende de una norma estatal" que el consistorio está "obligado a cumplir".

Ribó ha resaltado que se trata de una norma "antigua" de finales de los años 80 y ha apuntado la conveniencia de modificarla para adaptarse a la situación actual aunque "sin lesionar más la situación fiscal de los ayuntamientos".

El primer edil ha comentado que la norma la creó el ministro de Economía socialista Carlos Solchaga y ha aseverado que la "responsabilidad" recae tanto en él como "en los últimos ministros de Hacienda y en el actual", Cristóbal Montoro, "que es el que debe cambiar la legislación e incluir la reglamentación para poder hacer frente con instrumentos técnicos a las demandas que presenta".

"Montoro tiene que ponerse las pilas e introducir la reglamentación y cambiar toda la fiscalidad de los municipios. Es imprescindible abordar el tema. Es mucho dinero para los ayuntamientos y supondrá una quiebra económica significativa por una negligencia del Ministerio de Hacienda", ha expuesto Ribó.

En esta línea, ha destacado la afección a las arcas municipales. Ha explicado que en el caso del Ayuntamiento de València hay 35 millones de euros presupuestados a través del impuesto de plusvalías. "La afección es importante", ha insistido, a la vez que ha criticado que no se contemplara la posibilidad de que el valor de los terrenos, como ha pasado "con la crisis", haya decrecido.

"Cumplido estrictamente"

Joan Ribó ha asegurado que el Ayuntamiento de València ha cumplido "estrictamente" la norma de Hacienda sobre plusvalías y ha insistido en trasladar la "culpa" al Gobierno. "Lo que está claro es que nosotros las plusvalías las aplicamos en función exactamente de lo que nos dice la normativa fiscal que pone el Ministerio de Hacienda. Por tanto, si hay ahí un problema, ese problema no es culpa del Ayuntamiento de València, es culpa de quien ha puesto ahí las normas", ha declarado.

"Nosotros hemos cumplido estrictamente con la normativa que ha puesto el Ministerio de Hacienda. No nos hemos pasado ni un pelo y ahora nos veremos obligados a retornar unos recursos como consecuencia de cumplir una normativa del Ministerio de Hacienda sobre este tema", ha agregado Ribó.

En esta línea, el primer edil no ha descartado estudiar la posibilidad de reclamar a la administración central compensaciones el "quebranto económico" a las arcas municipales. "Vamos a estudiarlo. Vamos a hacerlo bien. Evidentemente, ahí hay un quebranto económico significativo de millones de euros y no es por culpa nuestra", ha declarado.

Fotos

Vídeos