Fallas de Primera y Especial exigirán la cesión de derechos a los artistas

El gremio convoca a una reunión a los artesanos con la empresa gestora para explicar la medida tras la dimisión de dos miembros de la junta

LOLA SORIANOVALENCIA.

A las comisiones de la Federación de Primera A y de Especial no les ha inspirado confianza el hecho de que el Gremio de artistas falleros haya contratado a una empresa para recaudar derechos de autor. Aseguran que, ante la duda de dónde pueda llegar el alcance de la medida, han decidido reaccionar. En la Federación de Primera A un abogado prepara ya un documento para exigir y que quede claro que los artistas les cedan todos los derechos, según explica el presidente de este colectivo, Francisco Romero. «Cuando se contrata a una empresa para que busque recursos, no sabemos dónde estarán los límites, por eso nos protegernos por si nos vienen a cobrar algo», comenta Romero.

El abogado que representa a estas diez comisiones de Primera A está ya redactando un escrito «para que quede clara la cesión de los derechos porque la falla la compra la comisión. Con los contratos que tenemos ahora cada falla, no sabemos si puede haber alguna fisura».

En la Federación de Especial también pondrán el tema en manos de sus abogados. «El año que viene tendremos que atar al milímetro los contratos, pero de cara a estas Fallas, haremos un documento donde quede bien claro los derechos de autor», indica José Juan Giménez, presidente de la Federación de Especial. Añade que, hasta ahora, «había una relación consentida sin problemas de derechos, aunque, por ejemplo, algunos artistas usaran nuestro remate central o alguna pieza para plantar en otros pueblos. No queremos enfrentamientos, pero aunque digan que no van a cobrar nada nuevo a las fallas, no sabemos si luego tendremos sorpresas». Giménez argumenta que quieren «que quede claro que los falleros pagamos la falla y los derechos se quedan en la comisión, sino ¿quién tiene el derecho, el que la diseña la falla, el que hacer versos o el artista que colabora con un taller».

También pedirán que firmen este documento. «Si no lo firma el artista, el año que viene a lo mejor no estaría dentro de la línea de la falla», argumenta Giménez.

Desde la empresa que gestionará los derechos de los artistas, el consejero delegado de Whose Ip Agency, Joaquín Soler, quiso aclarar «que en ningún momento se va a cobrar nada nuevo a las comisiones, puesto que ya pagan la falla. Incluso podrían crear y vender camisetas, llaveros o souvenirs con la falla, no hay problema. Pueden estar tranquilos que la medida no afecta ni a las fallas, ni a los turistas. Otra cosa es que particulares o empresas se lucren haciendo sin autorización camisetas, postales o libros con imágenes de fallas que tienen derecho de autor hasta los 70 años tras la muerte del autor. No sólo se van a revisar los derechos en las Fallas de 2014».

El maestro mayor del gremio, José Ramón Espuig, insiste en que «los derechos de los bocetos se vienen cobrando hace más de 30 años, pero ahora lo hemos externalizado. Sólo queremos cobrar lo que nos pertenece. Nuestro trabajo es hacer fallas, lo que se cobre de derechos es porque lo marca la ley».

El gremio ha convocado una reunión el día 11 para que la empresa explique las funciones que harán. Esta medida se toma el día después de la dimisión de dos miembros de la junta, Antonio López y Carlos Carsí. Dos semanas atrás dimitió otro directivo, Vicente Llácer, debido a la incompatibilidad de las cargas laborales con las del gremio, según fuentes de la entidad.

«Se debería de haber informado antes de hacer el contrato, ya que yo me enteré por redes sociales. No estoy en contra de la directiva, pero como no comparto la manera de hacerlo y no quiero ser responsable de cómo se lleve el tema, prefiero dimitir y dejar trabajar», indicó López.

Este artista comentó su intención a Carsí y este también se sumó. «Se ha tomado una decisión no consensuada. No sé si es mejor o peor, pero no estoy de acuerdo con la manera. Una cosa es decir que estaban mirando empresas, y otra, es que se apruebe sin votar». El maestro mayor aclara que a estos directivos «se les había convocado a directivas, pero no asistieron a las reuniones».

Fotos

Vídeos