Las drogas, cada vez más lejos

Sube el número de jóvenes de Algemesí que aseguran no haberlas consumido

MANUEL GARCÍAALGEMESÍ.

La labor de prevención es vital en este campo. Los responsables de la Unidades de Prevención Comunitaria de Conductas Adictivas de Algemesí y de la asociación Controla Club están satisfechos pero no levantan la guardia. El pasado año fue en el que menos jóvenes de la localidad confesaron haber probado alguna droga ilegal. Las cifras son relevantes. Desde el 50% de 2008 hasta el actual 32,2%. Es decir, algo menos de uno de cada tres jóvenes reconoce, en una encuesta anónima, que no ha consumido drogas.

Uno de esos jóvenes explicó que el entorno social es fundamental a la hora de no consumir droga alguna: «Si te mueves en un ambiente sano será más difícil que caigas, pero si ves a todos tus amigos que lo hacen, al final, y por no quedarte fuera, acabarás haciéndolo».

Este joven reconoció que alguna vez ha abusado del alcohol, «pero luego lo piensas mejor y crees que has hecho una tontería, porque eso sólo te traerá problemas de todo tipo, o bien de salud o incluso económicos».

La percepción de los jóvenes sobre el alcohol, algo socialmente más aceptado que las drogas, también ha ido variando en este tiempo. En 2008 el 64,4% de los encuestados afirmaba que el alcohol era una droga, visión que ha aumentado hasta el 67,7% del pasado año.

«Beber una cerveza o una copa de vino creo que no está mal si ya eres adulto y sabes controlarte, pero con nosotros los jóvenes a veces hay problemas», destacó.

El alcohol sigue siendo la droga más consumida por los jóvenes encuestados seguida por la marihuana y el hachís, que ocupan el segundo lugar. No obstante, se ha producido un descenso de los consumos de hachís, que pasa del 20,4% en 2008 al 17,06% en 2012. Por su parte, el consumo de cocaína ha sufrido un desplome, ya que ha pasado del 17,3% de 2008 hasta el 4,8% en 2012.

El alcohol también se consume menos si se atiende a los datos de esta estadística, ya que sólo lo hacen el 5,8% de los adolescentes frente al 9,5% que lo hacía hace cuatro años.

La edad para iniciar se en el consumo del alcohol también se ha ido retrasando ligeramente, aunque son cifras que siguen sin gustar. Actualmente, la edad media del primer consumo se sitúa en los 12,57 años, frente a los 11,51 que se recogió en la encuesta referida al año 2010.