El comercio valenciano advierte de que no puede asumir más subidas de IVA

La patronal Covaco subraya que el anterior aumento ha tenido un efecto «nefasto» sin mejorar apenas la recaudación pública

X. M.VALENCIA.
Compradores esperan su turno ante un puesto de fruta en el Mercado Central. ::                             JUANJO MONZÓ/
Compradores esperan su turno ante un puesto de fruta en el Mercado Central. :: JUANJO MONZÓ

Los comercios valencianos alertaron ayer del negro panorama al que se enfrentan si el Gobierno vuelve a subir los impuestos. La presidenta de la Confederación de Comerciantes y Autónomos de la Comunidad Valenciana (Covaco), Encarna Sanchis, afirmó que el comercio «no puede asumir en ningún caso una nueva subida del IVA como se planteaba esta semana desde Bruselas, especialmente a la vista de las nefastas consecuencias que el último incremento del impuesto ha tenido sobre el sector».

El pasado miércoles, el vicepresidente de la Comisión Europea, Olli Renh, avisaba de que la flexibilización del objetivo del déficit está condicionada a la aplicación de ciertas «recomendaciones». Entre ellas se encuentra una revisión del sistema tributario antes de marzo de 2014. En concreto, se pretende reducir los impuestos directos (IRPF) y aumentar los directos, especialmente IVA e impuestos especiales.

La presidenta de la patronal del comercio minorista, que agrupa a más de 30.000 pymes y autónomos de comercio, destacó que, pese a que la caída de las ventas del comercio minorista valenciano se ha moderado en abril -un 2,4% menos que en el mismo mes del año anterior-, éste «sigue siendo un mal dato». La caída acumulada en los últimos doce meses ha sido del 9,2%, un punto más que la media nacional.

La última subida del IVA, que entró en vigor el pasado mes de septiembre y que elevó el tipo general del 18 al 21%, ha tenido consecuencias «nefastas» para el comercio minorista. A ello se unen los «inapreciables efectos sobre la recaudación en las arcas públicas» que ha tenido la subida, destacó la confederación.

Encarna Sanchis, reclamó políticas que permitan recuperar el consumo, algo que, en su opinión, pasa por «la creación de empleo, la adopción de medidas que hagan llegar el crédito a las pymes y autónomos de comercio y por la reducción de la presión fiscal sobre el comercio».

La presidenta de Covaco pidió al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que se mantenga «firme» en su voluntad de no subir el IVA, como él mismo ha manifestado, y no cumpla con la obligación que le imponen desde la Comisión Europea y Alemania que «tan graves consecuencias va a tener sobre el consumo y sobre nuestra economía». En su opinión, el Ejecutivo tiene que ponderar las posibles consecuencias de una medida tan grave y apoyar a un sector que en la Comunitat está haciendo «un enorme esfuerzo por reducir el impacto de la crisis y mantener el empleo, pese a la caída de las ventas».

Fotos

Vídeos