Asier Garitano se despide del Alcoyano y David Porras toma las riendas del equipo

N. L.
Asier Garitano, ayer. ::
                             LP/
Asier Garitano, ayer. :: LP

ALCOY. Asier Garitano dejó de ser entrenador del Deportivo Alcoyano el domingo por la noche tras la cuarta derrota consecutiva fuera de El Collao por 1 a 0 en Inca y ayer se despidió de la plantilla, la directiva y la afición alcoyanista.

El técnico vasco agradeció al club la oportunidad que le había brindado de entrenar a un equipo que aspiraba al ascenso y comentó que se iba con el convencimiento de que habría conseguido el reto de jugar el 'play off'.

«Yo estaba tranquilo porque estoy convencido de que los jugadores van a reaccionar en los próximos partidos», justificó Garitano. Además el exentrenador del Alcoyano reconoció estar «triste y enfadado porque no he podido culminar el trabajo».

Agradeció la confianza del presidente Juan Serrano y especialmente la del director deportivo Toni Torres, que fue el que apostó por él firmemente a principios de temporada.

Antes de marcharse, Garitano deseó lo mejor al equipo. «Sin duda, el Alcoyano estará arriba al final de la temporada disputando el 'play off' y luchando por el ascenso». Y dejó un mensaje para la afición. «Para conseguir el objetivo hay que disfrutar de las victorias y no tomar las derrotas como un drama. Sin duda, hay gente muy profesional en el club pero debe volver la presión al campo de El Collao como antaño», recomendó.

Esta misma mañana comenzará a entrenar a la plantilla el sustituto de Garitano, David Porras, que vuelve al club un año después de su destitución. El técnico alcoyano será presentado al mediodía y dirigirá una doble sesión de entrenamientos. Debutará en el banquillo del Alcoyano mañana ante el Ontinyent.

Fotos

Vídeos