Gata prepara la celebración del centenario del reparto de regalos de Reyes Magos

En septiembre del año 1913 la hija del doctor Moratal comenzó lo que hoy constituye una tradición

CONCHA PASTORGATA DE GORGOS.

La Comisió de Reis comienza a calentar motores para lo que será la celebración del centenario del reparto de juguetes y regalos casa por casa.

Una iniciativa solidaria que inició en septiembre de 1913 la hija del doctor Moratal, el primer médico que tuvo el municipio.

Esta joven, debido a la situación económica por la que atravesaba el municipio, decidió recurrir a las familias pudientes de Gata para recaudar dinero y poder repartir entre los necesitados los regalos en la noche de la llegada de los Magos de Oriente. Y a partir de ahí, este reparto puntual, comenzó a convertirse en tradición

De hecho, en los años 30 del pasado siglo, recogió el testigo de la hija de Moratal, una cuadrilla de jóvenes del pueblo que quería recaudar fondos para poder asistir al estadio de Montjuic a ver la final de la Copa de España entre el Madrid y el Valencia. No obstante, al parecer, el dinero obtenido de las donaciones particulares no fue suficiente para poder hacer el viaje hasta Barcelona por lo que dicidieron destinarlo al reparto de regalos y a las telas que servirían para vestirse de paje.

Posteriormente, el joven de Gata, Antonio Salvà, que cursó sus estudios de Magisterio en Valencia, escribió una obra de teatro que sería el germen de lo que hoy se conoce como el Misteri dels Reis.

De esta forma, ya no se trataba solo de llevar a cabo el reparto sino que se acompañaba de una pequeña representación.

Con el paso de los años, todos los 5 de enero son casi 300 personas las que representan el Auto de los Reyes y una vez finalizado se dirigen a las casas a depositar los juguetes y obsequios.

Por eso ambos acontecimientos van ligados ya que, según comenta la coordinadora de la Comissió de Reis, Rosana Fornés, «el Misteri es una consecuencia de que la fiesta de los Reyes Magos se hubiese convertido es un acontecimiento muy importante para la sociedad de Gata».

Hoy, cien años después, los vecinos siguen gozando del privilegio de ver cómo la noche del 5 de enero es una noche repleta de magia, gracias a la labor desinteresada de un grupo de gente que ama esta festividad y que en unas horas llega repartir hasta diez camiones repletos de regalos.

Con el fin de comenzar a organizar los detalles de la celebración, se ha convocado una reunión el próximo viernes a las 22 horas, en la sede de la comisión.

El objetivo es, primero, conocer qué personas están dispuestas a participar en las distintas acciones que se van a llevar a cabo a lo largo de este año y, después, iniciar los trámites para crear una asociación que se encargue de la organización y gestión de ayudas necesarias.

Una oportunidad abierta a toda aquella gente del municipio interesada en colaborar en esta iniciativa festiva y cultural.