Los comerciantes piden ver los informes de las zonas de «dudoso» interés turístico

Economía afirma que las áreas comerciales con libertad horaria pueden modificarse si se presenta un recurso contra la decisión

ISABEL DOMINGOVALENCIA.
Uno de los comercios abiertos el pasado martes . ::                             JESÚS SIGNES/
Uno de los comercios abiertos el pasado martes . :: JESÚS SIGNES

Malestar en la primera reunión del año del Observatorio del Comercio en la que, aunque no estaba contemplado como punto del orden del día, el tema de la libertad de horarios en la ciudad de Valencia se convirtió en protagonista.

El pequeño y mediano comercio, además de los supermercados y mercados municipales, presentaron ayer un manifiesto en el que instan a la Generalitat y al Ayuntamiento a que únicamente se reconozcan zonas de gran afluencia turística aquellas que cumplen los criterios básicos establecidos en el decreto del Gobierno. Un manifiesto que generó «sorpresa» por no ser el «foro adecuado» según el representante de Anged (la patronal de las grandes superficies) Carlos Alfonso.

Los portavoces del comercio urbano calificaron de «caso insólito» la delimitación de cuatro zonas de gran afluencia turística en Valencia y acusaron al Consell de no «velar por el interés general» y no requerirle al Ayuntamiento un informe técnico «verdaderamente justificativo de las características de esas zonas de gran afluencia turística».

Así, además de presentar el manifiesto al Ayuntamiento y de solicitar una reunión conjunta para abordar la situación, las entidades quieren ver los informes de las zonas de interés turístico. Según la presidenta de la Confederación de Empresarios del Comercio Valenciano (Cevocal), Isabel Cosme, «es cierto que el Ayuntamiento podría haber declarado toda la ciudad, lo cual nos parece más lógico que crear artificialmente algunas zonas de dudoso interés y afluencia turística», como el jardín del Turia o la zona de Orriols.

En este sentido, el conseller de Economía, Máximo Buch, defendió la «correcta» aplicación de la ley, ya que el departamento comprobó que el informe técnico remitido por el Consistorio valenciano cumplía la ley.

No obstante, Buch recordó que la designación de las áreas puede modificarse «de un año a otro» y que se pueden anular si no se cumple la normativa. «Si alguien presenta un recurso y se demuestra que se ha aplicado mal un criterio, se puede cambiar», comentó Buch, quien también abogó por el diálogo para buscar soluciones.

Por ello, la presidenta de la Confederación de Comerciantes y Autónomos de la Comunitat (Covaco), Encarna Sanchis, confirmó que «por ahora» no se va a presentar un recurso, sino que se ha solicitado una reunión con el Ayuntamiento. «Se supone que cada una de las zonas está respaldada por la ley. Nosotros nos quejamos de la falta de sensibilidad y consenso en la toma de la decisión, por eso queremos que el Ayuntamiento nos escuche ahora».

Su petición pasa por mantener una única zona con libertad de horarios en Valencia, la del centro histórico «donde sabemos que se concentran los turistas y nuestros atractivos turísticos», detalló Isabel Cosme.

Festivos de apertura

El Observatorio del Comercio aprobó también el calendario definitivo de los diez días festivos habilitados para la actividad comercial en la Comunitat durante este año. Los días acordados son: 18 y 31 de marzo, 7 de julio, 12 de octubre, 1 de noviembre y 1, 6, 15, 22 y 29 de diciembre.

Aquí también surgió la polémica al existir la duda de si el 13 de enero pertenece al calendario de 2013 o al de 2012, que fue cuando se acordó. Según Buch, con los informes de la Abogacía del Estado «en la mano tenemos 10 festivos más el del 13 de enero».

Fotos

Vídeos