Ripollés niega que la escultura de la rotonda esté inspirada en Carlos Fabra

AITOR TEZANOSCASTELLÓN.

El artista Juan Ripollés negó ayer que la escultura que decora la entrada al aeropuerto de Castellón esté inspirada en Carlos Fabra, aunque defendió la gestión del expresidente de la Diputación, del que dijo que tiene satisfechos «a los empresarios y a la gente de la zona».

En declaraciones al programa radiofónico 'La Ventana', Ripollés aseguró que una vez la obra esté finalizada la gente preguntará «¿dónde está Carlos Fabra?». «Van a decir, ¿ése era don Carlos? Pues sí que hacía mal los retratos el señor 'Ripo'», declaró el castellonense.

El pintor y escultor aseguró que la inspiración para la escultura le vino «de una persona de la fauna de mis imágenes», así como del hecho de que el aeropuerto finalmente «se ha conseguido».

Asimismo, no dudó en calificar la obra como «un milagro». «Si alguien hace con 300.000 euros algo como lo que yo he hecho, me corto la oreja, como Van Gogh», aseguró en 'La Ventana'.

Ripollés se refirió también a la viabilidad futura del aeropuerto, una infraestructura en la que está «desde el inicio». A este respecto, aseguró que no es posible saber «si es rentable o no», puesto que todavía está pendiente «el último permiso que tiene que conceder el Gobierno central».

Preguntado respecto a su consideración en algunos ámbitos como un artista favorecido por el PP, el castellonense replicó que ha tenido trabajo en la vertiente pública con todo tipo de gobiernos y que el dinero que gana realizando trabajos en el sector privado «lo invierto en lo público».

«Estoy poniendo dinero de mi propio bolsillo», finalizó Ripollés durante su intervención en el programa radiofónico.