El Peset crea una alarma para evitar agresiones a los médicos

El botón 'antipánico' permite mandar un mensaje de alerta a todos los ordenadores del personal que se encuentre en Urgencias

FERNANDO MIÑANAVALENCIA.

Los informáticos del Hospital Universitario Doctor Peset han creado un novedoso sistema de alarma, una herramienta que sirve de ayuda para aquellos sanitarios que puedan encontrarse en una situación de riesgo. El denominado botón 'antipánico' está en funcionamiento en el servicio de Urgencias desde hace tres meses y ya ha sido utilizado en un par de ocasiones.

Hace un año, un residente atendía a un paciente en una de las consultas de Urgencias. Esta persona, drogodependiente, exigía que le proporcionaran una determinada medicación, algo con lo que no estaba de acuerdo el personal médico. El residente, a pesar de la actitud violenta del paciente, se mantuvo firme. Hasta que, en vista de que no obtenía lo que pretendía, el enfermo sacó un cuchillo y comenzó a amenazarle para que le diera los medicamentos que reclamaba. El residente tuvo tiempo de reaccionar, quitárselo de encima de un empujón, salir por la puerta y pedir auxilio. El guardia de seguridad acudió a tiempo de solucionar el conflicto.

«Estas situaciones no son habituales», asegura Juan Sánchez Carpena, jefe del servicio de Urgencias del Peset, pero el personal llevaba tiempo sopensado la posibilidad de crear un mecanismo de defensa para situaciones de riesgo. «La primera opción que se propuso fue un kit de alarma, pero la descartamos al considerarlo demasiado escandaloso, algo poco aconsejable en un lugar con enfermos», recuerda el doctor Sánchez Carpena. Hasta que llegó el proyecto del servicio de Informática con el revolucionario botón 'antipánico'.

«Nunca se sabe»

Este sistema surge más como una medida de prevención que como una necesidad imperiosa. La cifra de agresiones a médicos en toda la provincia de Valencia no superó los 45 casos en 2010, pero, como apunta Juan Sánchez, «nunca se sabe cuándo puede suceder algo realmente grave».

El botón antipánico tiene un funcionamiento muy simple. La persona que se encuentra en apuros sólo tiene que acceder a su ordenador y pulsar un tecla determinada en tres ocasiones o, en su defecto, hacer doble click sobre el icono correspondiente (con forma de salvavidas) que aparece en el escritorio. Inmediatamente, todas las computadoras del personal de Urgencias, además del de Seguridad, reciben un mensaje de alerta. En total, cerca de 30 llamadas de auxilio que permitirán acudir en ayuda del compañero, quien, además, puede ver en su ordenador cuántas personas lo han recibido y hasta quién está en camino.

Todos los médicos, enfermeros, administrativos, celadores y guardias de seguridad que estén conectados reciben este mensaje. Un número de personas lo suficientemente amplio como para garantizar que el sanitario que se encuentra en peligro puede ser socorrido por sus compañeros. «Estamos todos muy cerca los unos de los otros, hay consultas que están pegadas y por eso este sistema permite que la asistencia llegue en unos pocos segundos», abunda el responsable de Urgencias del Peset.

El sistema es muy novedoso y el doctor Sánchez no descarta que, en el futuro, cuando quede sobradamente constrastada su eficacia, «lo puedan incorporar otros hospitales». El sistema, de momento, sólo está instalado en el servicio de Urgencias del Hospital Universitario Doctor Peset, pero la dirección del centro no descarta extender su uso a otras plantas, como son las de consultas externas y los centros de atención primaria. De momento ya son tres meses de aplicación de esta aplicación también conocida como Código Alerta y sólo ha sido utilizada un par de veces, pero los sanitarios trabajan más tranquilos.