El alcalde de Alberic se reúne con la oposición para buscar soluciones

El gestor del PP anuncia que se ha abierto un expediente disciplinario contra los tres concejales afiliados que han sido destituidos

CARMEN CERVERÓALBERIC.
El alcalde, Faustino Sala, durante un acto institucional. ::
                             F. GARCÍA/
El alcalde, Faustino Sala, durante un acto institucional. :: F. GARCÍA

La crisis interna del Partido Popular de Alberic ha llegado a su punto más álgido con la destitución de los seis concejales del PP, a manos de su propio alcalde, Faustino Sala, que tuvo lugar el martes.

Una situación que ha llevado al máximo representante del Ayuntamiento de Alberic a reunirse, durante la tarde de ayer, con los partidos de la oposición para informarles de esta decisión y buscar soluciones.

«Estamos iniciando conversaciones con los grupos de la oposición para ver como solucionamos la situación que estamos viviendo en estos momentos en el Consistorio», manifestó el alcalde de Alberic Faustino Sala.

Y es que tras la retirada de las competencias a los seis concejales del PP hace 48 horas, el alcalde es el que ha asumido todo el poder del Ayuntamiento.

Desde la gestora que se contrató el pasado mes de septiembre para facilitar la comunicación entre Faustino Sala y sus concejales, señalaron que los motivos para retirar las áreas a los ediles populares se centran en la situación de ingobernabilidad que se estaba viviendo en el Ayuntamiento de Alberic.

Y es que desde que comenzó la legislatura los propios concejales del PP han rechazado en los plenos las propuestas de su alcalde, se han «negado a abrir un diálogo con Sala e incluso intentaron negociar con la oposición presentar una moción de censura para arrebatarle la alcaldía a Faustino Sala», explicó Blai Albarracín, presidente de la gestora contratada por el PP.

La decisión de Sala ha contado con el apoyo del PP de la Ribera Alta y del provincial, que han dado el «visto bueno a esta destitución y a abrir una negociación con los partidos de la oposición para llegar a un acuerdo de gobierno», explicó el presidente de la gestora quien anunció que desde el PP de Alberic se ha abierto un expediente disciplinario a los tres concejales afiliados del partido: Toño Carratalá, Paco Bernal y Benjamín Nogués, además de retirarles sus competencias.

Por el momento, habrá que esperar para ver si el alcalde popular de Alberic y los grupos de la oposición, que tuvieron ayer su primera toma de contacto, llegan a un acuerdo de gobierno que podría pasar por una moción de censura contra Faustino Sala o un gobierno en coalición, entre el PP y los partidos de izquierdas.

Por su parte, el primer teniente de alcalde hasta el pasado martes, Toño Carratalà, manifestó que «seguimos sorprendidos y dolidos con la decisión tomada por el alcalde, porque es una situación que el pueblo no merece».