Patraix quiere rehabilitar viviendas para crear talleres de artesanos

ÁLVARO OYANGURENVALENCIA.

Los vecinos de Patraix siguen reivindicando la petición que realizaron al Ayuntamiento para rehabilitar las casas del barrio obrero Ramón de Castro. Son viviendas protegidas, de titularidad privada, al final de Tres Forques.

La asociación de vecinos de Patraix reclama una actuación pública para recuperar las viviendas y ofrecerlas en régimen de alquiler a los artesanos para que presenten sus materiales. Según el presidente de la asocicación, Antonio Pla Piera, la maniobra pretende «que no se pierda esa acción artesana, sino que sea un eje turístico, comercial y emprendedor». El proyecto busca conseguir que tengan relevancia local para después convertirlas en Bien de Interés Cultural Nacional.

Su protesta se manifestó en varios encuentros celebrados hace dos semanas y que se incluyen dentro de los actos 'Comboi a la fresca. Arquitecturas Colectivas Valencia 2011'. Contó con la presencia de dos grupos de arquitectos y sociólogos, Lacol y Urbanismo Urgente, de Madrid y Barcelona respectivamente. Estos grupos han intervenido en proyectos similares en España, como el barrio de Sants de Barcelona y realizaron un intercambio de propuestas con la Asociación.

La representante del grupo Urbanismo Urgente, Carolina García, destacó la importancia de la «divulgación del proyecto, ya que si el vecino ve que te interesas por su barrio se da cuenta que tiene un valor y una historia» y añadió que «hay que crear sinergias entre la artesanía y el barrio, como por ejemplo, que las escuelas vayan a visitar los talleres, y que de esta manera no sea sólo algo puntual, sino que afecte a todo el barrio». Por su parte el representante de Lacol, Carles Baiges, destacó que hay que «proteger también el patrimonio industrial, no sólo el casco antiguo».