Un incendio arrasa 2.000 metros cuadrados de matorral en Càlig

REDACCIÓNCASTELLÓN.

Dos brigadas rurales de Emergencias de Càlig, una dotación de bomberos del parque de Benicarló y un helicóptero del Consorcio de Bomberos acudieron ayer a un solar en la partida de la Tossa debido a que un incendio, del que no se saben las causas, estaba calcinando los matorrales.

Los cuerpos de seguridad estuvieron cerca de cuatro horas para poder sofocar las llamas por completo. En total, fueron cerca de dos mil metros cuadrados de matojos los que acabaron ardiendo en llamas.