La Ribera cuenta con 314 plantas fotovoltaicas y abastece 9.000 casas

Dos edificios municipales de Algemesí ahorran el 95% de la energía y un 60% del gasto gracias a la geotermia

CARMEN CERVERÓALGEMESÍ.

La Ribera apuesta por las energías renovables. Utilizar elementos naturales como el sol, el viento y el agua como alternativa para generar energía. Éste es el objetivo de la comarca, que ya cuenta con 314 instalaciones fotovoltaicas que pueden abastecer 9.000 hogares y que evitan la emisión a la atmósfera de 1.722 toneladas, al año, de dióxido de carbono.

«Las instalaciones de la Ribera que cuentan con paneles solares aportan al sistema eléctrico valenciano una potencia de 18.496 kilovatios», aseguró el director general de Energía, Antonio Cejalvo, ayer en Algemesí durante la visita a la Cooperativa Agrícola de Algemesí.

De esta forma, la Ribera aporta el 17% de la potencia generada por la energía solar de la provincia de Valencia. Muestra de la apuesta por las energías renovables en la comarca es Algemesí, que ha instalado placas solares en la cubierta de las naves de la Cooperativa Agrícola.

Esta instalación fotovoltaica, que cuenta con una potencia de 600 kilovatios, evitará la emisión de 360 toneladas de dióxido de carbono anuales a la atmósfera y producirá 1.346 kilovatios hora.

Durante la jornada de ayer el director general de Energía y el alcalde de Algemesí, Vicent R. García, también visitaron los nuevos edificios de asuntos sociales y la policía local. Unos inmuebles que cuentan con instalaciones geotérmicas, que abastecen de agua caliente y climatización a los edificios aprovechando la energía del subsuelo.

Una instalación que permite un ahorro económico del 60% y hasta un 95% en el gasto energético, sin emitir dióxido de carbono. Un proyecto que ha contado con una subvención de 84.600 euros de la Agencia Valenciana de la Energía (Aven).

Por otra parte, durante este mes ya se ha aprobado la concesión definitiva de la licitación conjunta del proyecto de instalación de generadores fotovoltaicos en las cubiertas de los edificios municipales de los ayuntamientos de la Ribera, propuesto por la Agencia Energética de la Ribera. Una licitación que afecta a Alberic, Algemesí, Antella, Benicull, Carlet, Corbera, Guadassuar, La Pobla Llarga , Llaurí y Villanueva de Castellón.