El TSJ anula el recibo del IBI a un vecino de Xàbia que esgrimió la nulidad del catastro

La sentencia está avalada en otro fallo del Supremo que cierra las puertas a un recurso de casación y que el ejecutivo ha ocultado

LUCÍA RONDAXÀBIA.
El TSJ anula el recibo del IBI a un vecino de Xàbia que esgrimió la nulidad del catastro

Pocos saben en Xàbia cual es la situación del catastro, que hace un lustro se impugnó por vía judicial al considerar que muchas de las propiedades estaban sobrevaloradas. Amparado por una compleja trama en la que se cruzan diferentes salas y sentencias contradictorias, el gobierno municipal lleva más de dos años sin mentar el asunto que hace unos años provocó la mayor manifestación en el municipio y que cada año cuesta un pico más a los contribuyentes.

Pero en este tiempo ha habido varios avances importantes. El principal, que el Tribunal Supremo confirmó la nulidad de la ponencia de valores catastrales y cerró las puertas a la Abogacía del Estado para que recurra a la casación. Fue en junio del 2009 y se notificó al Ayuntamiento pero, al parecer, este no consideró conveniente trasladarlo a la opinión pública.

Y eso que la confirmación de la nulidad de la ponencia debe de ser algo clave en la defensa de los contribuyentes, porque ha tenido repercusiones directas en los pleitos que en su momento iniciaron algunos vecinos disconformes con la tasación de sus propiedades. De hecho, una reciente sentencia del Tribunal Superior de Justicia (facilitada por el abogado Sergio Salvador) da la razón a un propietario de la avenida Augusta que esgrimió el fallo del Supremo para obtener la anulación del recibo del IBI que el Consistorio le pasa a cobro.

Pese a que este residente lo había intentado por la vía administrativa y en otro tribunal, siempre se habían rechazado sus pretensiones; Pero con la última resolución del Supremo las cosas han cambiado hasta el punto en que se le anula el recibo del IBI porque «al ser considerada nula la ponencia, el TSJ considera nulos todos los actos que deriven de ella». Esto podría crear una jurisprudencia que beneficiaría a todos los xabieros que tengan recurridas sus contribuciones en base al «catastrazo».

Igual que en Pego

El hecho de que la ponencia sea declara nula en firme y sin posibilidad de recurso y, aparentemente, se pase de dar por nulos los bienes municipales a todos en general, deja a Xàbia en una situación exactamente igual a la que afronta ahora el Ayuntamiento de Pego, a diferencia de que el ejecutivo local pegolino ha reclamado la aplicación inmediata de la sentencia para evitar que la ciudadanía pague impuestos como el IBI tomando como base valores ilegales.

El Consistorio de Xàbia, por contra, permanece inactivo y mantiene desde hace dos años un padrón del IBI que descansa en una ponencia catastral declarada nula a la espera del fin de otro proceso judicial paralelo que se desarrolló en la Audiencia Nacional.

Fue en febrero del año 2008 cuando el alcalde de Xàbia, Eduardo Monfort, habló por última vez del pleito contra el catastro y desde entonces parece ser que todavía se espera la resolución de este pleito. Y eso que, como contaba el propio Monfort meses después, el Ministerio de Hacienda había abierto las puertas a una solución administrativa basada en redactar una nueva ponencia de bienes catastrales. Pero dos años después no se ha vuelvo a hablar del tema.

Fotos

Vídeos