Japón quiere ir al espacio con un cohete reciclable

Quedan años para la prueba./Ap
Quedan años para la prueba. / Ap

Comenzará a probarse a partir de la primavera de 2019 y entraría al mercado en 2020

INNOVA+Madrid

Con siete metros de largo, Japón quiere poner en el espacio su nuevo prototipo de la Jaxa. Un cohete preparado para poder desplegar equipo de observación en el espacio, regresar a la Tierra en el mismo día y estar listo para volver a ser lanzado al día siguiente.

Un trabajo en desarrollo y que comenzará a probarse a partir de la primavera de 2019 y entraría al mercado en 2020, según el diario nipón Nikkei.

El cohete busca reducir los costes que suponen los dispositivos de un solo uso y sigue la estela del recientemente anunciado NewLine 1, prototipo reutilizable chino que se pondrá en funcionamiento también en 2020, según confirmó la empresa Linkspace, responsable del proyecto, a finales de abril.

El modelo japonés, que se probará en el centro de pruebas que JAXA tiene en la ciudad de Noshiro (noroeste de Japón), alcanzará inicialmente una altitud máxima de cien metros en los primeros lanzamientos experimentales.

El alcance se irá aumentando progresivamente hasta llegar a los 5.000 metros para testar la tecnología que le permitirá regresar a su base de forma segura y frenar la velocidad de caída inclinando el peso hacia un lado.

Aunque el prototipo es de una escala muy pequeña, la idea de JAXA es que esta tecnología se pueda emplear en los cohetes de mayor tamaño que transportan astronautas a las estaciones espaciales.

Fotos

Vídeos