Peligro junto al aeropuerto: «Cruzan hasta con las maletas»

Trabajadores del aeropuerto cruzan con peligro la V-11 horas después del siniestro mortal . / j. Monzó
Trabajadores del aeropuerto cruzan con peligro la V-11 horas después del siniestro mortal . / j. Monzó

Trabajadores del aeropuerto urgirán a Manises la pasarela tras el accidente

J. A. MARRAHÍ

Sólo han pasado tres horas del atropello mortal que ha costado la vida a un hombre y ha dejado herida a su hija. Y la escena se repetía el viernes por la mañana. Dos trabajadores del aeropuerto con chalecos atravesaban por una zona no habilitada el peligroso tramo de la V-11, la autovía de acceso al aeropuerto de Manises, para llegar a las instalaciones.

A tenor de lo visto, puede más la necesidad de ahorrar en aparcamiento y en tiempo (se podría dar un largo rodeo a pie) que la posibilidad de perder la vida o acabar gravemente herido en un atropello. «Hemos visto cruzar a pasajeros hasta con las maletas», lamenta Emili Enguix, responsable del sector aéreo en Comisiones Obreras. El responsable sindical revela que, en el caso de los viajeros, el tránsito a pie de viajeros «aún es más peligroso que el de los trabajadores porque al ir con sus equipajes pierden movilidad y capacidad de reacción».

Enguix alerta de que el punto en el que un camión arrolló al hombre de 50 años y a su hija de 12 es, «literalmente, una trampa». Según describe el trabajador del aeropuerto, «hay tres carriles en una dirección y dos en la opuesta», además de una bifurcación posterior separada por una pequeña zona ajardinada.

El encarecimiento del billete de metro entre Aeroport y Rosas, otra causa del tránsito peatonal

La autovía, cuyo titular es el Ministerio de Fomento, enlaza con la N-220. Soporta tráfico tanto de coches como de transportes. Vehículos que van a Manises o Ribarroja, usuarios del aeropuerto y el polígono industrial de Manises y Quart, desplazamientos laborales desde Paterna o Manises en busca de la conexión con la A-3. Las posibilidades son inmensas y el tráfico, densísimo desde primera hora. «A veces los pasajeros no saben que los vehículos vienen en dos direcciones y se juegan la vida a diario», remarca.

Enguix resalta otro punto clave: «El billete de metro para la parada de Aeroport (zona D) encarece bastante respecto a la anterior, la de Rosas (zona B), y esto hace que mucha gente opte por parar en ella para luego transitar a pie hacia el aeropuerto y atravesar la carretera».

El responsable sindical mostró su voluntad de fijar una reunión entre representantes de los trabajadores y el alcalde de Manises o su concejalía de urbanismo para insistir en la necesidad de la pasarela peatonal que vite el riesgo de atropellos.

¿Cuestión de intereses?

Otro trabajador del aeropuerto consultado (prefiere no identificarse) opina que si la pasarela todavía no se ha instalado tras tantos años reclamándola es «porque no interesa ni a Aena, que vería reducidos sus ingresos por el parking de pago, ni a Manises, que vería todavía más saturada de vehículos su población y los alrededores del polígono». La solución, plantea, «sería un parking gratuito» en el aeropuerto.

Mientras, AENA asegura que no tiene competencia vial en la zona y que ya ha trasladado el asunto a las dos administraciones competentes, tanto el Ayuntamiento de Manises como el Ministerio de Fomento. «Estamos dispuestos a colaborar en lo que sea necesario», destacó una portavoz oficial de la agencia estatal.

Fotos

Vídeos