Cuatro policías salvan la vida a un joven de 20 que sufrió un infarto en la playa de la Malvarrosa

Policía Local y ambulancia en una playa de Valencia. /LP
Policía Local y ambulancia en una playa de Valencia. / LP

Los agentes lograron recuperar sus constantes vitales con un masaje cardíaco y las descargas eléctricas de un desfibrilador

Javier Martínez
JAVIER MARTÍNEZValencia

Cuatro policías locales lograron reanimar a un joven nicaragüense de 20 años que estaba inconsciente y sin pulso tras sufrir una parada cardiorrespiratoria en la playa de la Malvarrosa en Valencia. Los hechos ocurrieron sobre las 23.40 horas del pasado sábado.

Tras la petición de ayuda de un bañista, dos agentes de la Séptima Unidad de la Policía Local acudieron a la orilla de la playa para atender a un joven que se encontraba tendido en la arena. La víctima no tenía pulso tras sufrir un infarto y estaba rodeada de varias personas. Los policías llamaron de inmediato al 092 para que enviara una ambulancia al lugar y comenzaron a realizar maniobras de reanimación cardiopulmonar al joven.

Los familiares del chico estaban muy nerviosos tras presenciar cómo se había desplomado de repente sobre la arena. Poco después llegó una patrulla de la Unidad de Convivencia y Seguridad (UCOS) de la Policía Local con un desfibrilador, que utilizaron para aplicar descargas eléctricas a la víctima tras seguir las instrucciones del aparato.

Un equipo del Servicio de Ayuda Médica Urgente (SAMU) y otro de Soporte Vital Básico (SVB) se desplazaron también al lugar y continuaron las maniobras de reanimación iniciadas por los policías. Tras estabilizar al chico, los sanitarios lo trasladaron en una ambulancia al Hospital Clínico. La rápida y eficaz actuación de los cuatro agentes fue clave para que el joven recobrara sus constantes vitales e ingresara con vida en el hospital, según informaron fuentes médicas.