Golpe al barrio de la marihuana en Alberic

Dos agentes de la Guardia Civil, ayer, en una calle del barrio de la Troneta en Alberic. /Manuel García
Dos agentes de la Guardia Civil, ayer, en una calle del barrio de la Troneta en Alberic. / Manuel García

La Guardia Civil desmantela una quincena de plantaciones de droga en casas e Iberdrola elimina 44 enganches ilegales de luz

J. MARTÍNEZ / M. GARCÍAValencia / Alberic

Otra operación contra el tráfico de marihuana en Alberic, el epicentro del cultivo doméstico de esta droga en la Ribera Alta, se ha saldado con el desmantelamiento de una quincena de plantaciones en viviendas, la detención de una veintena de personas y la eliminación de hasta 44 enganches ilegales de luz. El barrio de la Troneta de Alberic se llenó ayer de patrullas de la Guardia Civil durante el operativo antidroga que duró cerca de 12 horas.

El reloj marcaba las cinco de la madrugada, cuando los primeros agentes de la Guardia Civil y los técnicos de Iberdrola llegaron a la conflictiva barriada. Mientras los empleados de la compañía eléctrica eliminaban los enganches ilegales, los guardias civiles llamaban a las puertas de las casas donde los técnicos habían detectado y constatado la defraudación de fluido eléctrico.

La mayoría de los vecinos colaboraron y dejaron entrar a los agentes en sus viviendas, pero otros se negaron a abrir la puerta a los guardias civiles y llamaron por teléfono a sus abogados. Las inspecciones en las casas se saldaron con el desmantelamiento de pequeños invernaderos de marihuana con plantas en diferente estado de crecimiento y aparatos eléctricos para acelerar este cultivo clandestino.

Más de un millar de plantas

Según informaron fuentes jurídicas, la mayoría de los detenidos en esta operación están acusados de defraudación de fluido eléctrico y otros serán procesados también por un delito contra la salud pública. Los agentes se incautaron de más de un millar de plantas de marihuana que los individuos arrestados cultivaban en sus viviendas.

Una operación policial se salda con la detención de una veintena de personas por tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico

En algunas de las casas inspeccionadas residían familias con hijos menores de edad. Los niños presenciaron el espectacular despliegue policial cuando salieron de las vivienda para ir al colegio. La operación antidroga causó un gran revuelo en Alberic. Algunos vecinos fotografiaron a los guardias civiles cuando acordonaban las viviendas donde estaban los invernaderos de marihuana.

La Guardia Civil ya ha realizado otras operaciones antidroga similares en el barrio de la Troneta, «una zona conflictiva que ha sido objeto de quebraderos de cabeza para Iberdrola y el Ayuntamiento de Alberic», según informaron fuentes municipales.

El alcalde de la localidad, Toño Carratalà, ha denunciado en varias ocasiones los problemas que generan estos enganches ilegales de luz. Carratalà eludió ayer pronunciarse sobre la operación policial, aunque mostró su apoyo a la Guardia Civil. La Policía Local colaboró también en la operación antidroga.

Carlet y Alberic son las dos localidades de la comarca de la Ribera Alta donde más plantaciones de marihuana desmantela la Guardia Civil. Varios clanes de etnia gitana controlan el trapicheo de esta droga en zonas ocio y alrededores de centros escolares.