Condenado por pintar la casa de su expareja con símbolos nazis

Sede de la Audiencia Provicinal de Valencia, en la Ciudad de la Justicia./J. J. M.
Sede de la Audiencia Provicinal de Valencia, en la Ciudad de la Justicia. / J. J. M.

El condenado hizo diversos daños en el piso en el que iba a residir su exesposa antes de abandonarlo

A. G. R.

La Audiencia de Valencia ha confirmado la condena a un hombre a pagar una multa de 7.200 euros por pintar la vivienda en la que iba a residir su expareja con símbolos nazis aparte de quemar puertas y dañar las instalaciones de gas y agua. Además, deberá indemnizar a su excompañera con más de 10.000 euros, el importe al que ascienden los daños causados en el inmueble.

La pareja acordó su divorcio en septiembre de 2009. Entonces, en el convenio regulador recogía que el hombre podría usar el piso hasta que terminara la actividad de mensajería que desarrollaba, según indica el fallo. La vivienda era propiedad de ambos. Sin embargo, el ahora condenado no abandonó el piso cuando debía hacerlo.

Así, un juzgado dictó una orden para que desalojara las dependencias porque a la mujer le había correspondido el uso y disfrute de la propiedad. Días antes de que se ejecutara el lanzamiento, el procesado procedió a realizar una serie de actos vandálicos para menoscabar el patrimonio de su antigua compañera. Con un spray pintó paredes, cortinas y tapicerías con simbología nazi. Además, arrancó sanitarios y dañó buena parte del mobiliario. La Sección Segunda de la Audiencia ha rechazado ahora el recurso del condenado al fallo del juzgado de lo Penal 11 de Valencia.