Condenado por amenazar con una navaja a una médica embarazada en el hospital de Alzira: «Así de un golpe mato a dos»

Hospital de Alzira./Francisco Garcia
Hospital de Alzira. / Francisco Garcia

El agresor ha sido sancionado con tres años de prisión por un delito de atentado contra la autoridad

Daniel Guindo
DANIEL GUINDOValencia

El Juzgado de lo Penal número 1 de Valencia ha condenado a tres años de prisión a un hombre que amenazó con una navaja a una médica embarazada. El delito, tipificado como atentado contra la autoridad, fue cometido en el Hospital de Alzira tras la exigencia del paciente de obtener un informe en momentos previos a que la doctora comenzase el horario de consultas.

Además, la sentencia también condena al paciente a dos meses de multa por un delito de lesiones leve, prohibición de comunicación y aproximación de seis meses a la afectada y un pago económico, además de las costas procesales. Asimismo, durante los hechos probados, se evidenció la agresividad del condenado, con frases como «mejor, así de un golpe mato a dos», tras advertir la víctima de que estaba embarazada de seis meses.

«La sentencia es un éxito para el colectivo médico, en especial por la violencia en la conducta del agresor y la pena impuesta, y esperemos que sentencias como esta sirvan como acción disuasoria para que este tipo de agresiones no vuelvan a ocurrir», ha señalado el letrado de los servicios jurídicos del Colegio Oficial de Médicos de Valencia y del gabinete jurídico DS Legal, Ignacio Montoro, encargado de la defensa de la médica agredida.

Esta sentencia se da a conocer solo una semana después de que el colegio hiciese públicos los datos de agresiones a médicos relativos al ejercicio de 2018, donde se computaron 26 agresiones. Estas cifras suponen un aumento del 45% de las agresiones a facultativos desde 2016, pese haberse reconocido como autoridad al personal sanitario en ejercicio de sus funciones en la Ley de Salud Valenciana promulgada en 2014.

Desde la entidad recuerdan a los facultativos valencianos que tienen a su disposición los servicios jurídicos de la corporación para ofrecerles cobertura jurídica integral y apoyarles ante cualquier agresión sufrida, así como la Oficina de Atención Social para prestar atención psicológica. Para facilitar estos trámites, el colegio dispone de una plataforma pionera en su página web (www.comv.es) donde se puede denunciar la agresión sufrida y agilizar así las gestiones oportunas.

Por su parte, la presidenta de la corporación médica, Mercedes Hurtado, valora positivamente esta sentencia y considera que esta resolución «supone un gran avance en la lucha contra las agresiones a facultativos que tristemente aumentan cada año, ya que actúan como barrera disuasoria con los agresores y como aliento para los médicos que denuncian este tipo de hechos».

Por último, desde la institución animan a los colegiados a denunciar cualquier agresión e instan a la administración a potenciar los controles de seguridad e incidir en la educación a la ciudadanía para tratar de revertir la tendencia en el aumento de las agresiones al personal sanitario.

Más