La peluquería de la ilusión en San Isidro

Silvia Soriano, a la derecha, y Carmen Tatay, al lado, posan con el cartel que indica que han sido agraciadas con el cuarto premio. / J. J. Monzó

'Déja Vu' desata la suerte entre sus clientes de San Isidro y una ex fallera mayor de Valencia lleva un premio a La Canyada

A. SERRANO/J. A.MARRAHÍ

El primer cuarto premio de la Lotería de Navidad 2018 de la mañana se lo quedó Llodio, en Álava. Pero su hermano nació viajero y convirtió en realidad los sueños de muchos valencianos en la capital del Turia, Santa Pola, Burriana y La Canyada, en Paterna. En suma, 3,2 millones de euros se quedan en la región gracias al 67774. Tras Ripollet, en Barcelona, Valencia fue la ciudad más agraciada.

En esta ocasión, la mayor fuente de fortuna fue el Camino Nuevo de Picanya. En concreto, la administración de lotería Doña Concha. Vendió nueve series. Aunque la mayoría se repartió en ventanilla, 46 décimos fueron para la peluquería 'Déja Vu', situada en la cercana calle Nicolau Primitiu Gómez Serrano.

En el local, Silvia Soriano atiende a una clienta. La peluquera sonríe ligeramente cuando se le pregunta si es rica. «Bueno, un poco...», explica. Ella se quedó un décimo, pero como repartieron papeletas (cientos de ellas, como explica), no saben a cuántas clientas les habrá tocado parte de esos 20.000 euros al décimo. Quien posea una participación del 67774 se embolsará 5.000 euros, que como comentaban ayer clientas de la peluquería, iban a servir para aliviar las fiestas navideñas. En total, en el local gastaron 920 euros, lo que significa que la humilde peluquería ha diseminado entre sus clientes 920.000 euros que, a buen seguro, «ayudarán a pasar estas fechas» a cientos de vecinos del barrio, uno de los más populares de la ciudad, según explica Soriano con una media sonrisa, a la espera de que la nube de cámaras y periodistas y las burbujas del cava inunden el establecimiento.

A escasos metros, la lotera al frente de la administración número 74 de Valencia, Carmen Tatay, se mostraba «contentísima» y satisfecha de que el premio haya caído en el barrio de San Isidro. «Es el primero que damos de la lotería de Navidad y no podemos estar más felices», confesó. La felicidad era ayer total en la administración. Apenas se devolvió una serie, lo que da cuenta del éxito que tuvo el número, con tres sietes, entre los clientes de la administración. Pequeños detalles como esos son los que hacen que un número se venda o se devuelva, como explica Tatay.

Ilusión también en La Canyada, en Paterna. María José Herrero Martí tuvo la suerte de ser fallera mayor de Valencia en 1986. Ahora ha repartido la fortuna desde su estanco en la calle 29 de La Canyada, en Paterna. Desde la máquina del local salió un décimo agraciado con el cuarto premio 67774. Su marido, Moisés Soriano, expresaba así la alegría: «Llevamos como local distribuidor de Lotería Nacional unos tres años. Somos mixtos, un estanco con máquina de lotería. El año pasado ya dimos en noviembre el primer premio de la Bonoloto. De lotería de Navidad, es la primera vez. Estamos en la nubes, aquí están todos chillando y dando botes».

Más noticias del sorteo de la Lotería de Navidad 2018

 

Fotos

Vídeos