El presidente de Baleària cree que la competencia con el puerto de Gandia «es saludable»

R. GONZÁLEZ DÉNIA.

Baleària presentó ayer en Dénia la memoria de resultados del pasado año. El presidente de la naviera, Adolfo Utor, repasó las cifras globales, pero también se mostró muy crítico con el gobierno local por el poco interés que han demostrado por conseguir que el puerto de la ciudad se convirtiera en un gran referente. Y también arremetió contra la Generalitat. Defendió que unos buenos accesos son esenciales para ser competitivos frente a otras ciudades, como Gandia, que dependen del Estado y que gozan de mejores condiciones en cuanto a tasas y canon.

El responsable de la naviera afirmó que no le preocupa la proyección que están adquiriendo las instalaciones de la capital de la Safor porque «la competencia es saludable». Pero matizó que Dénia, al depender del Consell, tiene que afrontar unos inconvenientes que no se dan en Gandia, que tildó de «competidor agresivo y fuerte».

Utor dijo que si las instalaciones de Dénia tuvieran las mismas condiciones que las de la Safor se conseguiría más competitividad y se podría invertir en arreglar la fachada marítima o en un paso subterráneo. Además, indicó que «nuestros munícipes, si no entienden lo que quiere decir competitividad, difícilmente entenderán la necesidad que tiene el puerto de Dénia de facilitarle el acceso a todos los pasajeros. Si en Gandia lo entienden muy bien Baleària tendrá más complicado competir». Es más, insistió que tienen un «handicap» con respecto al puerto de la capital de la Safor «que hemos de superar, con ayuda o sin ayuda».