Las obras en el colegio de Piles retrasan la apertura del comedor una semana

Obras de mejora en el patio del CEIP José Pedrós de Piles realizadas durante los meses de verano. / lp
Obras de mejora en el patio del CEIP José Pedrós de Piles realizadas durante los meses de verano. / lp

El CEIP José Pedrós está a la espera del suministro de mobiliario para poder ofrecer el servicio a unos 40 alumnos en el inicio del curso escolar

ROCÍO ESCRIHUELAPILES.

La apertura del curso escolar el próximo lunes no arrancará con todas las estancias disponibles para los alumnos del CEIP José Pedrós de Piles. Los estudiantes no dispondrán los primeros días del comedor ya que las obras de mejora y acondicionamiento en el centro educativo no han terminado a tiempo para el inicio del curso.

La dirección del centro ha enviado una circular a los padres advirtiendo de este retraso en la que indican que el «servicio de comedor no se pondrá en funcionamiento hasta que se cumplan las condiciones óptimas para ofrecer el servicio». Una fecha, que según la nota, apunta al día 16, en la que se prevé que todo esté en condiciones .

No obstante, desde el centro, el director David Mascarell apuntó a LAS PROVINCIAS que el problema radica en un retraso en el suministro de mobiliario del comedor y apuntó que está previsto que llegue al centro el lunes. Si se cumplen estos plazos, Mascarell indicó que el servicio estará disponible antes de la fecha prevista, aunque reconoció que han calculado una semana para ser precavidos. «Si el jueves está listo, se abrirá», puntualizó, teniendo en cuenta que tras la llegada del material, aún se deberá instalar y limpiar el comedor.

El director del centro indicó que desde hace un par de años el servicio de comida se inicia en el mismo momento en que comienzan las clases, y estimó que con este retraso en la puesta en marcha del servicio se verán afectados unos 40 alumnos del centro educativo, de alrededor de 200 que acuden a diario al CEIP José Pedrós.

El director señaló que de momento no han tenido «contacto directo con los padres» al no haberse iniciado las clases pero destacó que la principal «inquietud» de los progenitores era saber si el curso podría comenzar en la fecha prevista debido a las obras que se han realizado durante todo el verano y que aún no han concluido por completo.

Prioridades

«Han salido inconvenientes propios de la obra y estas están condicionadas al tiempo con un mes de agosto que prácticamente es inhábil», destacaron desde la dirección. Pese a todo, Mascarell incidió en que se ha dado prioridad a las reformas en las aulas, los baños y el patio para poder comenzar el curso con total normalidad.

El inspector de Educación estuvo el jueves visitando el colegio de Piles para comprobar el estado de las obras y dar el visto bueno para que puedan comenzar las clases dentro de dos días. «Tanto la conselleria como el Ayuntamiento nos han asegurado que todo estará en condiciones para el lunes», apuntó el director del José Pedrós.

En la circular del centro se insiste en que «a falta de actuaciones menores, las obras estarán finalizadas y no habrá riesgo en la seguridad para que el alumnado pueda incorporarse el día 9». Aunque puntualizan que «las condiciones no serán las más idóneas ya que hay profesorado que no han podido acceder a las aulas para realizar las labores habituales de organización y preparación del inicio del curso». Desde el Ayuntamiento se han comprometido a «intensificar las tareas de limpieza y adecuación de las instalaciones» para que esté en condiciones.

Más