Fomento aprueba licitar la construcción del acceso sur de Oliva a puertas de las elecciones

Acceso a la autopista situado en el norte de Oliva, cerca de l'Alqueria. / rocío escrihuela
Acceso a la autopista situado en el norte de Oliva, cerca de l'Alqueria. / rocío escrihuela

El Gobierno impulsa la construcción del enlace que costará 29 millones de euros y permitirá utilizar la autopista como circunvalación

Ó. DE LA DUEÑA OLIVA.

El Gobierno ha iniciado los trámites finales para la construcción del acceso sur de Oliva, el tramo de vía que unirá la Nacional-332 con la actual AP-7 y evitará el paso de una media de 20.000 vehículos cada día por la ciudad. El Ministerio de Fomento ha dado luz verde a la última fase para que este proyecto sea una realidad, la licitación de las obras.

El Consejo de Ministros refrendó ayer la propuesta de Fomento de abrir el proceso para sacar esta obra a concurso. Así, desde la administración central ponen en marcha los mecanismos para que las empresas que deseen optar a esta obra presenten sus propuestas para ejecutar los trabajos.

La actuación tendrá un coste de casi 29 millones de euros y supondrá el enlace entre la actual carretera nacional y la autopista de peaje, que será gratuita a partir del 1 de enero de 2020 tras décadas de gestión por parte de una empresa privada. La noticia se recibió ayer en Oliva con verdadera alegría, al entender que es el paso definitivo.

El alcalde David González aseveró que se trata del momento clave para que la Ciudad Condal tenga una ronda: «La AP-7 dejará de ser de pago el próximo año y está llamada a ser la ronda de circunvalación del sur de la Safor, tras años de espera por parte de todas las poblaciones afectadas».

González remarcó que esta actuación es una «verdadera necesidad» para la ciudad de Oliva, ya que servirá para que los vehículos que lleguen hasta el término municipal puedan acceder a la AP-7 sin tener que cruzar el casco urbano de la población.

La decisión de ayer del Gobierno implica que las obras de la nueva carretera podrían comenzar antes de doce meses. González comentó que ahora Fomento abrirá los plazos para que las constructoras que lo deseen presenten sus ofertas. En los próximos meses, desde el ministerio se escogerá a la mercantil que presente el mejor proyecto.

Una vez salvadas estas fases, desde el Gobierno se concederá el proyecto de obra por casi 29 millones. Si todo va bien la actuación arrancará en un año. Los plazos de obra se desconocen, ya que serán las empresas que aporten sus propuestas las que aporten diferentes plazos de construcción.

González remarcó ayer la importancia de esta obra: «Esta vía servirá para acceder a la autopista, que una vez liberada el próximo año será la ronda de circunvalación de la Safor, pero, sobre todo, dará un gran servicio a Oliva y a los municipios del sur». Además, González dijo que esta actuación permitirá que buena parte del tráfico que soporta Oliva en la actualidad se desvíe a la futura circunvalación.

Los últimos estudios sostienen que en Oliva circulan cada día entre 15.000 y 20.000 vehículos cada día, cifra que se incrementa en verano, llegando a los 30.000. El alcalde aseguró que, por el momento, se desconoce qué cantidad dejará de transitar por el casco urbano, pero que una media de 20.000 podrán optar por una vía alternativa de más capacidad.

La redacción del proyecto del acceso sur de Oliva ha sufrido diferentes retrasos, pese a la persistencia del gobierno de la ciudad ante Fomento. El plan tuvo que ser renovado al conocerse que la autopista se iba a liberalizar y pasaría a ser variante comarcal. El proyecto inicial contaba con zonas de servicio necesarias para conectar con una autopista de peaje, que fueron suprimidas en una revisión en 2018.

Más