La falta de espacio en el Ausiàs March de Gandia obliga a instalar barracones

Las tres aulas prefabricadas que se han colocado en el patio del Ausiàs March. / ó. de la dueña
Las tres aulas prefabricadas que se han colocado en el patio del Ausiàs March. / ó. de la dueña

Educación coloca tres aulas tras la petición de la comunidad educativa y la dirección del centro alaba la decisión tras décadas de «estrecheces»

Ó. DE LA DUEÑA GANDIA.

La falta de espacio y la demora en las actuaciones de rehabilitación integral del instituto Ausiàs March ha obligado a instalar tres aulas prefabricadas en el patio del centro. Ha sido la propia comunidad educativa quien ha pedido al Ayuntamiento, y éste al Consell, que se ubicaran estos barracones para paliar la falta de espacio que viene sufriendo el centro desde hace décadas.

Las clases desmontables se han colocado en la parcela aneja, que ya forma parte del centro, el solar del antiguo cine Bulevard. Con estas dos instalaciones se pretende «esponjar», como dijo la vicealcaldesa de Gandia, Lorena Milvaques, el recinto académico.

La falta de espacio para impartir clases en este centro ha ido creciendo según pasaban los años hasta dejar al instituto sin laboratorios, aula de música o seminarios para profesores. Todos estas salas se han ido destinando a los alumnos para impartir en ellas clase.

De hecho, como ya publicó este periódico, los tutores han tenido que recibir a los padres de los alumnos en los pasillos e incluso en las escaleras del centro durante años ante la falta de salas libres. Por ello, estas tres aulas prefabricadas vienen a paliar esta situacion y a dar más espacio al centro hasta que llegue el momento de su reforma.

Delegación de obras

El centro está incluido en el Pla Edificant, de la Conselleria de Educación, y el gobierno local ya dispone de las competencias necesarias para impulsar la obra de reforma integral.

Ahora, el ejecutivo local (PSPV y Més Gandia) tendrá que redactar el proyecto y licitar las obras, un proceso que se puede alargar durante todo el próximo año, ya que Edificant está programado para que las obras puedan llevarse a cabo entre 2018 y 2022.

El Ausiàs March es uno de los que más ha urgido tanto al Ayuntamiento de Gandia como al departamento que dirige Vicent Marzà. Pese a ello, es muy poco probable que las obras comiencen durante el curso que arrancó este lunes.

Entre la lista de prioridades de Gandia están las mejoras del IES Tirant Lo Blanc, los colegios Joan XIII y Benipeixcar y la construcción del nuevo Les Foies, que lleva más de una década en barracones.

Milvaques comentó que las primeras obras serán las del Joan XXIII, ya que el proyecto ya está redactado y sólo es necesario abrir el proceso de adjudicación de los trabajos. En este centro se harán reparaciones puntuales y no hay prevista ampliación de aulas o nuevas construcciones.

Inversión en mejoras

La edil añadió que Gandia es una de las ciudades con mayor inversión por parte del Consell y que en breve se aprobará en el pleno la delegación de competencias de la reforma del Enric Valor, el centro de educación especial. La cuantía que hay fijada es de 20 millones de euros para los 13 centros públicos. Desde el Ausiàs, indicaron que estas tres aulas albergan a estudiantes de ESO y Bachillerato y que han caido como «agua de mayo» ante la falta de espacio y «estrecheces» que sufre el centro desde hace décadas.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos