El PP y el Ejecutivo local convocan dos plenos que costarán 6.000 euros a los vecinos de Gandia

Una de las sesiones plenarias celebradas hace unos meses en el ayuntamiento de Gandia. / àlex oltra
Una de las sesiones plenarias celebradas hace unos meses en el ayuntamiento de Gandia. / àlex oltra

Los populares piden datos sobre la situación económica de 2016, el gobierno dice que ya los tienen y convoca otra sesión para abordar la gestión de Arturo Torró

ROCÍO ESCRIHUELA GANDIA.

Las arcas municipales de Gandia tendrán que desembolsar unos 6.000 euros el próximo lunes por la celebración de dos plenos extraordinarios fruto de la disputa política entre el gobierno y la oposición. Los populares han convocado una sesión para exigir al ejecutivo una documentación, concretamente unos informes sobre facturas con reparos de legalidad de los presupuestos de 2016. Una información que según el ejecutivo, ya poseen, y así consta en los documentos que han aportado para verificarlo. PSPV y Més Gandia han contraatacado convocado una sesión, 45 minutos después, para abordar las cuentas generales de la gestión de Torró durante la anterior legislatura.

Las sesiones plenarias, que se celebrarán a las 9 y 9.45 horas, suponen un coste para el Consistorio de casi 6.000 euros. Cantidad que corresponde cobrar a los ediles y a los funcionarios que deben trabajar. Los concejales que percibirán el pago por asistir a este pleno, son aquellos que no perciben salario del Ayuntamiento, es decir, 10 de los 12 ediles del PP y una del PSPV. Más de 200 euros por pleno es lo que cobrarán estas once personas, que se tendrá que multiplicar por dos sesiones, y a las se deberán añadir los gastos adicionales del resto de empleados municipales.

Desde el gobierno, ayer el portavoz José Manuel Prieto arremetió contra el PP. «El lunes los ciudadanos de Gandia asistirán a la obra de teatro más cara que haya podido programar el Ayuntamiento», indicó el socialista, para después confirmar que el coste ascenderá a 6.00 euros para «un paripé donde se escenificará que el PP ya tiene una información que dice no tener».

Ciro Palmer acusa a los populares de «querer sanear sus bolsillos a costa de los ciudadanos»

Prieto señaló que toda la documentación solicitada por los populares ha «tenido cumplida respuesta por parte del gobierno». Además, el edil lo demostró con la documentación aportada donde consta la solicitud de dicha información. En el primero de los requerimientos, y según consta por escrito firmado por el interventor municipal con fecha 17 de julio de 2017, indica que «se le entrega copia de los informes emitidos por la Intervención General municipal a Cristina Moreno» (edil popular).

Meses después, según Prieto, en diciembre de 2017, el concejal del PP Guillermo Barber «pidió acceso otra vez para consultar y examinar los informes de reparo, a quien se le concedió una semana para que lo hiciera». Pero, según consta en el informe de Intervención, «sin que en el plazo establecido se haya personado nadie a consultar la documentación citada».

Prieto añadió que ya en 2015, el grupo municipal popular pidió hasta en dos ocasiones el acceso al mismo expediente. «No han ejercido su labor de oposición y ahora hacen un paripé innecesario a pesar de que tienen toda la información. 6.000 euros que cobrarán de todos los gandienses para que se les de una información que dicen que no tienen pero que sí que tienen», apuntó Prieto.

No obstante, la convocatoria de este pleno urgente, ha sido contrarrestada por el gobierno, con otra sesión posterior para estudiar las facturas con reparo de legalidad de los años de gobierno del PP con Arturo Torró al mando.

«Extra de verano»

Quien abrió la caja de los truenos y desveló la convocatoria de estos dos plenos y el coste de los mismos fue el edil de Ciudadanos Ciro Palmer. El concejal de la formación naranja arremetió contra el PP por «forzar a convocar un pleno extraordinario de un tema sin urgencia cuando en 10 días se celebra el ordinario del mes de julio», pero sin embargo, no criticó al ejecutivo por convocar otra sesión posterior.

Palmer tildó la iniciativa de los populares de «intolerable», pero fue más lejos y apuntó que «los concejales del Partido Popular quieren sanear sus bolsillos a costa de los ciudadanos». «Evidentemente detrás de la propuesta se esconde que los concejales populares quieren cobrar la extra de verano porque estos dos plenos les reporta 400 euros, por poco más de una hora de asistencia a los mismos», señaló el edil de Ciudadanos.

Palmer lanzó una propuesta a todas las formaciones políticas: que los 6.000 euros de más que les va a costar a los contribuyentes esto sea donado por los concejales para ayuda social al preventorio infantil. «Los niños que están allí atendidos lo agradecerán enormemente», puntualizó. El edil de la formación naranja apuntó que esta acción social «borraría cualquier duda o sospecha de querer aprovecharse de la remuneración económica por asistencia a estos dos plenos».

Derecho constitucional

Desde el PP, Víctor Soler respondió a Palmer recordándole que es un derecho constitucional convocar ese pleno porque «en nuestra labor está fiscalizar al gobierno y pedir la documentación que a día de hoy no tenemos». El portavoz de los populares recordó a Ciudadanos que «no entiendo porque nos critican a nosotros y no al gobierno».

Soler, además señaló que «hemos intentado pedir la documentación pero ante la falta de información del ejecutivo, la única herramienta que hemos encontrado tras tres años es esta».

El edil popular lamentó que Palmer les acuse de querer cobrar el sueldo por ir a los plenos y sacó a relucir que ellos con 12 ediles sólo tienen un asesor, mientras que «Ciudadanos, con un único edil, tiene tres».

 

Fotos

Vídeos