El centro de interpretación de Falconera arranca con la restauración del Morabito

Estado actual del Morabito, donde se ubicará un centro de interpretación de la Serra Falconera. / lp
Estado actual del Morabito, donde se ubicará un centro de interpretación de la Serra Falconera. / lp

Gandia adjudica las obras de mejora de la nevera del siglo XVII donde divulgará la importancia de la Serra y de la Cova de les Meravelles

Ó. DE LA DUEÑAGANDIA.

La consolidación del patrimonio histórico de Gandia sigue en marcha. El gobierno local (PSPV y Compromís Més Gandia Unida) ha dado luz verde a la restauración de uno de los edificios más enigmáticos de la ciudad y que ha dado lugar a diversas interpretaciones sobre su función y sus orígenes: El Morabito.

En la parcela que ocupa esta singular construcción se habilitará un centro de interpretación de la Serra Falconera, donde se detallarán las características de este importante enclave natural de Gandia, la historia del Morabito y de la Cova de les Meravelles, una de las cavidades más importantes de la Safor al tratarse de un yacimiento del Paleolítico Superior.

Esta construcción de planta circular está en Marxuquera, a los pies de la Serra Falconera. Durante años se creyó que era un tipo de ermita musulmana que había perdurado hasta la actualidad, pero los últimos trabajos de estudio y excavación indican que se trata de una nevera donde se almacenaba nieve desde el siglo XVII.

El ejecutivo de Gandia ha adjudicado ya las obras de restauración y consolidación del edificio a la empresa Donet i Donet, de Barx, como precisó la edil de Territorio y Patrimonio, Alícia Izquierdo. La concejala indicó que se van a invertir más de 73.000 euros en la adecuación de todo el recinto «en la firme apuesta por recuperar el patrimonio de Gandia».

Los trabajos arrancarán «a finales de la próxima semana o a principios de la siguiente». «La intención es que la actuación esté finalizada antes de Pascua, con el fin de que durante los días festivos el Morabito ya pueda ser visitable y la ciudadanía de Gandia tenga la oportunidad de conocer su patrimonio y su historia», precisó la edil de Compromís Més Gandia Unida.

Izquierdo destacó que esta inversión se realizará con ayudas europeas: «Se trata de más de 73.000 euros de fondos FEDER para restaurar patrimonio». Con esta cantidad se repararán los daños del Morabito y se adecuará la parcela para habilitar el centro de interpretación de la Serra Falconera.

En él se ubicarán paneles explicativos para que los visitantes o turistas conozcan la relevancia de la Serra Falconera, los hallazgos de la Cova de les Meravelles y las diferentes hipótesis sobre el origen del Morabito.

La edil nacionalista remarcó la relevancia de la intervención: «La empresa que se ha quedado los trabajos tiene a sus espaldas otros proyectos relevantes, como la restauración de la nevera de Barx». De hecho, los últimos estudios realizados apuntan a que el Morabito de Gandia es también una nevera donde se almacenaba nieve.

Almacén de hielo

El objetivo de este recinto era nutrir de hielo a la capital de la Safor durante todo el año. Pero durante décadas se pensó que el origen del Morabito era otro. Varios historiadores creían que esta construcción tenía sus inicios en un edificio musulmán donde hacía vida un tipo de ermitaño, de ahí el nombre de morabito.

La construcción está ubicada en una gran parcela en la falda de la Falconera de Marxuquera que hace años pasó a ser de titularidad municipal. El edificio es uno de los más relevantes de Gandia, ya que según los estudios más recientes, llevados a cabo por el anterior arqueólogo de Gandia, Joan Cardona, junto a Paco Blay revelan que la edificación sería del siglo XVII.

Cova de les Meravelles, el rico yacimiento íbero y romano

La Cova de les Meravelles de Gandia es uno de los referentes de la Comunitat por la importancia de los hallazgos. Ha sido ocupada de forma intermitente durante siglos, tanto en la Prehistoria, como en épocas ibérica y romana. Han sido muchos los restos arqueológicos que han aparecido en las últimas décadas y buena parte de ellos se atesoran en las dependencias arqueológicas de Gandia. Todo ello hace que la cueva sea uno de los pilares fundamentales del centro de interpretación de la Serra Falconera.