Agricultores denuncian que los restos de una cantera «contaminan» los huertos

Camino rural por donde los vecinos sostienen que circula agua con residuos de la cantera. / lp
Camino rural por donde los vecinos sostienen que circula agua con residuos de la cantera. / lp

Los propietarios de las parcelas presentan quejas ante el Ayuntamiento de Oliva y la CHJ para exigir que se paralicen los trabajos

Ó. DE LA DUEÑA GANDIA.

Propietarios de parcelas de cultivo de cítricos de Oliva han mostrado su malestar ante la llegada a sus terrenos de supuestos «restos contaminantes procedentes de una cantera cercana». Los agricultores denuncian que este recinto alberga una industria de tratamiento final de material de obra y que son ellos «quienes están sufriendo las consecuencias».

De hecho, algunos se han unido y han planteado quejas ante el Ayuntamiento de Oliva y la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) con la intención de que se tomen medidas. El abogado que está llevando el tema, José Miguel González, relató que sus clientes «ven cada vez que llueve como el agua arrastra partículas que pueden ser contaminantes».

El letrado relató que la cantera en cuestión está situada en la carretera de Pego, así como las parcelas de cultivo de cítricos, «todo en término de Oliva». Precisó que los terrenos cercanos se ven afectados por los restos de la vieja instalación cada vez que hay lluvias. La cantera dejó de prestar uso hace años y en estos momentos una empresa se encarga de explotar el espacio.

Los afectados reclaman que se paralice la actividad de la vieja cantera, donde ahora se llevan escombros

Por ello hasta allí llegan restos de obras y escombros de buena parte del V-5, el Consorcio de Basuras en que está la comarca de la Safor. Pero el malestar de los vecinos radica en que cada vez que llueve se producen «corrientes que sacan agua gris del recinto».

Parcelas afectadas

«Sale de la cantera y va, pendiente abajo, en dirección a Oliva. En ese trayecto entra en algunos caminos laterales y acaba en parcelas de naranjos», relató González. El abogado de los propietarios entiende que este «agua está contaminada» y por ello han presentado denuncias ante el consistorio y la CHJ. La primera de ellas se tramitó en enero, en Oliva.

Los vecinos reclamaban al Ayuntamiento de Oliva que retirara los permisos a la empresa concesionaria y tomara medidas para evitar la contaminación. «Algunos huertos tienen pozos, por lo que este agua puede acabar directamente en los acuíferos de la ciudad de Oliva», agregó. Pero ante la «falta de respuesta del consistorio se presentó otro escrito ante la CHJ».

Agua por los caminos

Este documento se tramitó los días previos a la pasada Semana Santa: «Llovía mucho y veíamos correr agua contaminada». Los propietarios denunciaban ante la CHJ, mediante este escrito, «la inactividad del Ayuntamiento al no impedir que estas corrientes de agua con partículas de obras corrieran por las vías públicas».

Desde el gobierno local indicaron que esta empresa dispone de la licencia que entrega el consistorio, pero se concede una vez que el Consell da el visto bueno. Además remarcaron que tanto Oliva como el resto de Ayuntamientos cercanos llevan allí restos de obras públicas, al ser el lugar autorizado por el Consorcio de Basuras. Pese a esto añadieron que estudiarán las quejas para darles solución.