Gandia, Daimús y Benirredrà, en la lista negra de la Sindicatura de Comptes

Fachada principal del ayuntamiento de Gandia, desde la Plaça Major. :: alba llopis/
Fachada principal del ayuntamiento de Gandia, desde la Plaça Major. :: alba llopis

El organismo envía un requerimiento a los municipios para que presenten los datos económicos tras expirar el plazo estipulado

ZOA SANZ

La Sindicatura de Comptes ha enviado un requerimiento a 55 ayuntamientos de la Comunitat Valenciana instándoles a que remitan sus cuentas. El órganismo, encargado del control del sector público autonómico y local, les recuerda que el plazo legal de presentación finalizó el 31 de octubre y que deben poner los documentos económicos en conocimiento del pleno.

De la comarca de la Safor tres han sido los municipios que todavía no han dado a conocer las cuentas: Gandia, Daimús y Benirredrà. El concejal de Hacienda de la Ciudad Ducal, Guillermo Barber, admitió que todavía no había presentado la Cuenta General de 2013, pero se comprometió a aportarla en «próximas fechas».

El regidor popular se justificó alegando «acumulación de trabajo» y que en estos momentos se están preparando los presupuestos municipales. Barber quitó hierro al asunto y recordó que cuando el PP llegó al gobierno aprobó las Cuentas Generales de 2009, 2010 y 2011, correspondientes con el periodo de mandato socialista, en el año 2012.

«Ahora mismo tenemos muchos frentes abiertos. No obstante, pasamos puntualmente informes al ministerio y al pleno. No ocultamos absolutamente nada», concluyó el responsable de Hacienda.

En Benirredrà, la alcaldesa socialista Loles Cardona, explicó que la Cuenta General de 2013 está subida a la plataforma telemática de la Sindicatura de Comptes; «lo que falta es una memoria que ahora exige este organismo con una serie de datos sobre la Cuenta General y sobre la gestión de servicios del ayuntamiento».

Sin ella no acaba el procedimiento de presentación, por lo que Benirredrà sale en la lista negra como que no ha presentado el informe requerido. «Es una cuestión meramente administrativa que estamos pendiente de subsanar». De hecho, según Cardona, la población tiene una situación económica estable, donde en 2014 se ha podido amortizar anticipadamenet la deuda por valor de 300.000 euros del préstamo contraido con el primer plan de pagos a proveedores.

Con respecto a Daimús, el alcalde popular Francisco Javier Planes señaló que la documentación está enviada desde principios de este mes. «Al parecer, remitimos las cuentas fuera de plazo, pero no hay problema porque ya la tienen allí».

Del total de ayuntamientos que no han aportado sus cuentas, 19 corresponden a Alicante, 15 a Castellón y 21 a Valencia. En total, suponen más del 10 por ciento de los ayuntamientos valencianos, cuando habitualmente la tasa de no rendición era inferior al 5 por ciento, según la Sindicatura. En cuanto a los ayuntamientos valencianos, son Xàtiva, Gandia, Alboraya, Aldaia, Andilla, Anna, Bellús, Benirredrà, Benisuera, Carcaixent, Daimús, Losa del Obispo, Macastre, Picanya, Rafelbunyol, Senyera, Sollana, Sot de Chera, Sueca, Torrebaja y Venta del Moro.

La Sindicatura, dentro de su «apuesta por la transparencia del sector local», ha contactado con todos ellos para recordarles su obligación legal de rendir cuentas.

 

Fotos

Vídeos