Xàtiva paga las primeras ayudas a la rehabilitación

Vista del centro histórico de Xàtiva. / biel aliño
Vista del centro histórico de Xàtiva. / biel aliño

Los 26 propietarios de inmuebles en el centro histórico que se han acogido al Arru recibirán 325.000 euros para realizar la reforma

REDACCIÓN

alzira. El Ayuntamiento de Xàtiva ha procedido al ingreso en las cuentas corrientes de los beneficiarios de las primeras 26 subvenciones para la rehabilitación de inmuebles en el núcleo histórico de la ciudad, conocido como el Plan Arru, para la regeneración y renovación urbana.

Los 26 primeros beneficiarios han cumplido con todos los requisitos exigidos y la tramitación de los expedientes que afectan a sus propiedades han sido finalizados, dado que han obtenido la calificación definitiva de actuación por la Dirección General de Vivienda, para los inmuebles inmersos en este plan de rehabilitación y regeneración urbana. En concreto, la cuantía de las 26 ayudas pagadas asciende a 325.096,61 euros.

En total, se presentaron 106 solicitudes de rehabilitación de inmuebles en el centro histórico. En un primer momento, las ayudas Arru cubrían actuaciones en 99 edificios, por lo que la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Xàtiva decidió, en noviembre de 2018, extender las ayudas con recursos propios para las siete solicitudes restantes, ya que estas también cumplían los requisitos y habían sido presentadas en tiempo y forma.

Los tres convenios firmados entre Conselleria y el Ayuntamiento para la gestión de la actuación de regeneración y renovación urbana (Arru) del casco antiguo de la ciudad se firmaron al amparo del Plan Estatal de Vivienda. Hay que recordar que el primero de los acuerdos, firmado en 2015 entre el ministerio, la Conselleria y el ayuntamiento establecía una inversión total de 4.428.799 euros, de los que 1.556.000 euros los aporta el Ministerio de Fomento, 565.714,28 corre a cargo de Generalitat, y el resto corre a cargo del Ayuntamiento de Xàtiva y de los particulares.

Ayudas que servirán para mejorar el estado de los inmuebles en el centro histórico de la ciudad y recuperar así una zona importante que conseguirá ser más atractiva para residentes y visitantes.