Las urgencias del nuevo hospital de Ontinyent contarán con una UCI

Maqueta del nuevo hospital de Ontinyent. / lp
Maqueta del nuevo hospital de Ontinyent. / lp

El edificio tendrá cuatro veces más espacio que el actual y duplicará el equipamiento en varias áreas de atención

REDACCIÓN ALZIRA.

Las urgencias del nuevo hospital de Ontinyent contarán con una UCI para seis plazas, de las que una será de aislamiento y una zona de observación con nueve camas. Es una de las novedades del centro hospitalario que se han destacado en el consejo vecinal. Tal y como se puso de relieve en el encuentro por parte de la directora del Hospital, María José Dasca, contar con 4 veces más espacio que el actual hospital (de 7.000 metros cuadrados de superficie construida se pasa a 27.000) permitirá rentabilizar más los recursos humanos y técnicos «para ofrecer un atención más humanizada, eficiente y con mayor intimidad».

Además de aumentar notablemente la capacidad de ingresos (frente a las 56 camas que dispone el actual hospital, el nuevo contempla 82, que podrían ampliarse hasta 132 en el caso de necesidad, convirtiendo las habitaciones individuales en dobles) , el hospital cuenta con otros nuevos servicios como una Unidad de Daños Cerebrales pionera en las Comarcas Centrales, que permitirá atender pacientes derivados no sólo del propio departamento sino también de localidades como Alcoi o Gandia.

El proyecto del nuevo hospital, cuyas obras está previsto que se inicien en breve, según confirmaba la directora general de Régimen Económico de la Conselleria, Carmesina Pla, contempla también un incremento importante de los servicios. En las urgencias, frente la dotación del actual centro, con dos consultas de reconocimiento y una sala de enyesado, se pasará a cuatro consultas de reconocimiento, una sala de yesos y otra para curas. El actual hospital cuenta con una sala de tratamientos cortos con cuatro camas y cuatro sillones, que pasarán a ser en el centro hospitalario una sala de observación con nueve camas y una más de aislamiento. De una consulta de pediatría se pasará a dos en Urgencias.

Respecto a la dotación en quirófanos, el nuevo hospital contará con cinco quirófanos, lo que permitirá programar y realizar más operaciones al día, y consecuentemente, también se amplía la zona de despertar postoperatorio con once puestos. Otro incremento en cuanto a espacio y dotación será el de las consultas externas, que pasarán de las actuales 13 consultas a 24.

En el actual hospital, hay un paritorio y una sala de dilatación, servicios que se verán incrementados con 2 salas de nacimiento, 2 salas para expectantes, una sala de observación, todo ello con un acceso independiente. El hospital de día médico-quirúrgico se verá ampliado hasta cinco camas y un total de diez butacas. El nuevo hospital integrará además los servicios de salud mental que actualmente se prestan en el Centro de Salud de la avenida Albaida.