El paro sube en la comarca y deja casi 19.000 desempleados

También tuvo un crecimiento entre los meses de mayo y junio en la Costera, la Vall d'Albaida y la Canal de Navarrés

ENRIC ORTIZALZIRA.

Las cifras publicadas por el SERVEF para el mes de junio de este año han arrojado un dato relativamente negativo para la Ribera, la Costera, la Vall d'Albaida y la Canal de Navarrés.

El paro crece en todas estas regiones respecto del mes de mayo. En La Ribera se han registrado 18.989 parados, 147 más. También la Vall d'Albaida ha registrado 108 parados más, con un total de 5.773. En la Canal de Navarrés se registraron 6 parados mas, un total de 1.096. Finalmente en la Costera hay 5.240 personas en el paro, 69 más que en mayo de este mismo año.

Este mayor número de parados es positivo si lo comparamos con los datos del año anterior, debido que en todas las comarcas ha bajado el paro respecto de junio del año pasado. En La Ribera el año pasado había un 7,44% más de parados. En la Vall d'Albaida la cifra era de 5,02% más. También en la Canal de Navarrés era de un 2,75% más. En la Costera el año pasado se registró un 9,48% más de parados.

A pesar de esta reducción del paro respecto del año pasado, UGT remarca el problema que hay en la zona en torno a la estacionalidad. La subida del paro de mayo a junio es típica en un mercado de trabajo que centra sus actividades en dos sectores muy estacionales como son la hostelería y sector turístico, y la agricultura. También en menor medida afectan a la cifra de parado el cese de actividad del verano del sector terciario y el educativo. Un problema que subsiste y que para UGT solamente se puede revertir mediante políticas de empleo, innovación y formación que funcionen para mejorar la calidad de empleo de los solicitantes.

La contratación aumentó en La Ribera en 765 contratos respecto del año anterior, dejando un total de 13.644 contratos firmados en junio de 2019. Sin embargo, en la Vall d'Abaida disminuyó en 213 contratos, lo que dejó 2.786 nuevos contratos el pasado junio. También en la Canal de Navarrés bajó la contratación en 133 contratos dejando 838 nuevos contratos. De la misma manera la contratación descendió en la Costera con 67 contratos menos que en junio del año pasado, lo que deja 1.627 contratos firmados en junio de este año.

Los datos de contratación arrojan además un aumento de la precariedad que preocupa a UGT. El 93,69% de los contratos firmados fue temporal en La Ribera. No son muy diferentes en la Vall d'Albaida con un 91,17% de contratos temporales, la Canal de Navarrés con un 93.79% y la Costera con un 88,75%.

La contratación fue predominantemente masculina. En la Ribera se contrataron 5.398 mujeres (39,56%) frente a 8.246 hombres (60,44%). Análogamente, en la Vall d'Albaida se contrataron 1.182 mujeres (42,43%) y 1.604 hombres (57,57%). Además en la Costera 789 mujeres fueron contratadas (48,49%) y 838 hombres (51,51%). Solamente en la Canal de Navarrés se contrataron más mujeres que hombres (431 y 407 respectivamente).

Predominan además los contratos a jornada completa. Especialmente en la Ribera, donde el 74,2% de contratos firmados en junio fueron de esta manera, y en la Canal de Navarrés, donde se registraron un 69,85%. En menor proporción también dominaron la Costera (53,86%) y la Vall d'Albaida (56,32%).