El Hospital de Alzira mejora la atención de pacientes con problemas auditivos

Videoconferencia. / lp
Videoconferencia. / lp

El centro incorpora un ordenador que permite conectarse las 24 horas del día con un intérprete de Federación de Personas Sordas

REDACCIÓNALZIRA.

El Hospital Universitario de la Ribera acaba de incorporar un nuevo recurso para garantizar la accesibilidad a los servicios sanitarios de las personas con discapacidad funcional auditiva.

Se trata de un ordenador portátil conectado a una plataforma web gestionada por la Federación de Personas Sordas de la Comunitat Valenciana (Fesord), que permite acceder, por videoconferencia, a un intérprete de la lengua de signos.

Este intérprete, que está disponible las 24 horas del día, traduce, en tiempo real, la información necesaria para ofrecer una adecuada asistencia a las personas sordas durante todo el tiempo que dure la atención que se le deba prestar en el centro hospitalario.

Este recurso se une al servicio de intérprete físico con el que ya cuenta el Hospital de la Ribera y que se encarga de acompañar al paciente con problemas auditivos al servicio al que debe acudir, desde su entrada en el centro sanitario hasta su salida del mismo.

Cabe destacar, en este sentido, que el Hospital de la Ribera recibe una media al mes de seis pacientes con problemas auditivos que requieren de la asistencia de un intérprete. Así, durante los primeros siete meses de 2019, un total de 42 pacientes sordos han necesitado este servicio de interpretación.